A estas alturas no hace falta repetir las bondades del almacenamiento online, de la llamada nube, un espacio virtual conocido por todos que en realidad es un servidor en la otra punta del planeta y donde puedes guardar tus archivos a salvo de percances en tus dispositivos.

Sin embargo, la principal desconfianza hacia la nube es que guardamos nuestros archivos en un dispositivo desconocido y debemos fiarnos de la honestidad y buen hacer de Dropbox, Google, Microsoft o Apple. Además, aceptamos sus términos y condiciones sin leerlos.

Si temes que tus archivos caigan en malas manos al subirlos a internet, siempre estás a tiempo de aumentar la seguridad con el cifrado de tus documentos. Así, si éstos caen en malas manos o alguien descubre la contraseña de tu cuenta de Google Drive, Dropbox o similares, accederán a su contenido, pero no podrán abrir los archivos, que estarán cifrados.

Hay muchas maneras de cifrar archivos. En esta ocasión hablaremos de Cryptomator, una herramienta que cifra archivos online, uno por uno.

Para todos tus dispositivos

Una de las ventajas de Cryptomator es que está disponible tanto para Windows, Mac y Linux como para dispositivos iOS y Android, así que podremos cifrar archivos en PC, Mac, tablet y smartphone.

Además, su funcionamiento es automático, por lo que sólo tenemos que seguir unas sencillas instrucciones para que cada archivo se codifique y se suba a la nube como un archivo solamente legible con Cryptomator y la contraseña que hemos creado previamente.

Cryptomator en acción

El primer paso es instalar Cryptomator en el dispositivo o dispositivos donde vamos a usarlo.

El siguiente paso consiste en crear una carpeta especial (o vault), desde la ventana principal de Cryptomator, en el servicio de almacenamiento que queramos, que será la que contendrá el contenido cifrado.

Por este motivo, Cryptomator admite cualquier servicio, ya sea Drive, Box, Dropbox, iCloud, MEGA, OneDrive… Simplemente añades una carpeta nueva, le asignamos una contraseña y listo.

Cuando añadas archivos nuevos a las carpetas especiales o vaults, Cryptomator se encargará de cifrarlas automáticamente para que, al sincronizarse con la nube, se suban los archivos ya cifrados. Solo podrás ver su contenido con la contraseña adecuada a través de Cryptomator en alguna de sus versiones.

El algoritmo de cifrado elegido por Cryptomator es AES, aunque desconozco el tamaño de las llaves (que pueden ser de entre 128 y 256 bits).

Los consejos de seguridad de Cryptomator

Además de ofrecernos una herramienta para cifrar archivos online, los responsables de Cryptomator nos dan unas recomendaciones de seguridad, relacionadas con su app de cifrado pero que sirven para nuestro día a día.

  • Instala la versión más reciente de cualquier programa
  • Mantén tu sistema operativo actualizado
  • Utiliza un navegador actualizado con los plugins al día
  • Usa programas de fuentes fiables
  • No abras archivos adjuntos o enlaces a ciegas
  • No abras mensajes de correo sospechosos
  • Bloquea tu dispositivo si no vas a usarlo durante un rato

Y en el caso de dispositivos móviles:

  • Revisa los permisos que piden las apps que instalas
  • Protege tu dispositivo con bloqueo (PIN o contraseña)
  • Comprueba si tu dispositivo admite cifrado