El culebrón ZTE-China-EE.UU. parece llegar a su fin. Según informa The Wall Street Journal, los gobiernos de Washington y Pekín ya ultiman un acuerdo que permitirá al gigante tecnológico operar con normalidad en las próximas semanas.

Los detalles aún no se han concretado —ni anunciado—, pero el diario norteamericano asegura que ZTE tendrá que realizar ciertos cambios en su gestión, relevar a parte de su directiva y asumir cuantiosas multas económicas. A cambio, el Gobierno de Donald Trump levantará el veto impuesto el pasado mes de abril.

El incumplimiento de las sanciones a Irán casi cuesta la supervivencia de ZTE

En 2017, el Gobierno estadounidense impuso a ZTE una multa de 1.192 millones de dólares por infringir las sanciones comerciales impuestas a Corea del Norte e Irán. El acuerdo también incluía medidas como despidos y sanciones a ejecutivos involucrados en la infracción.

Sin embargo, Washington asegura que ZTE violó ciertas partes de este acuerdo —e incluso realizó afirmaciones falsas al respecto—, por lo que el Departamento de Comercio decidió establecer un rígido veto comercial hasta el año 2025. ZTE, como consecuencia, tuvo que detener la importación de tecnología norteamericana —que constituye entre el 25% y el 30% de su "materia prima"—.

ZTE detiene todas sus operaciones tras las duras sanciones de Estados Unidos

El duro golpe se selló, días más tarde, con el cese temporal de todas sus operaciones a nivel mundial.

Desde entonces, Estados Unidos y China han trabajado de forma activa en una solución diplomática para el incidente. De hecho, el propio presidente de los Estados Unidos llegó a mostrar en redes sociales su voluntad resolutiva para este suceso.

En un giro inesperado, Donald Trump promete resolver el conflicto con ZTE

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.