Tal y como hemos hablado alguna vez, Samsung estimula la creatividad de sus empleados con el C-Lab, haciendo que algunas de sus ideas pueden traducirse en gadgets comercializables de todo tipo. De él han nacido proyectos tan interesantes como IoFIT, unas zapatillas deportivas inteligentes preparadas no sólo para contar pasos, sino para ayudar a mejorar, por ejemplo, nuestro golpeo en golf. También nos gustaron mucho las interfaces sin monitor de Monitorless o los viajes inmersivos de traVRer. En 2018, parece que todo se centra en inteligencia artificial.

Como acostumbra, Samsung ha presentado tres nuevos proyectos de sus C-Lab. Habría estado bien verlos en el Mobile World Congress 2018 en Barcelona, pero habrá que esperar hasta el SXSW 2018 de Austin para verlos en persona.

Toonsquare

Con Toonsquare no sólo se sigue la tendencia general de la inteligencia artificial, sino también otra más específica y que también hemos visto en el Samsung Galaxy S9 con los ARemojis, esa que consiste en dar vida con gestos a emojis o avatares. La gracia de Toonsquare es que en lugar de tener que intervenir una persona en concreto y grabar una secuencia, todo se hace mediante texto. La aplicación analiza las frases y las convierte a viñetas, permitiendo al usuario elegir entre personajes ya creados u otros basados en fotos propias. Como cabe esperar en esta era de realidad aumentada, todo lo que acompaña a estos simpáticos dibujos es muy personalizable.

Aurora

La inteligencia artificial es común a los tres proyectos, pero con Aurora también se une otro de esos elementos de moda en la vida digital, los asistentes personales, como Google Assistant o Bixby. En este caso, en lugar de una oferta al usuario que sólo suele estar basada en voz o texto, Aurora ofrece información visual a través de unos "hologramas" que dibuja una especie de base o dock donde se deposita un smartphone. Gracias al uso de la cámara de éste, Aurora es capaz de reconocer gestos y la localización. Según Samsung, esto permite ofrecer una interfaz más intuitiva.

GADGET

Con GADGET, Samsung quiere repensar cómo la industria trata los anuncios en los videojuegos. En lugar de insertar molestos y feos banners despersonalizados en los juegos, con GADGET se apuesta por publicidad nativa. Esta forma parte de los escenarios y de carteles que vemos en el juego. Algo como Grand Theft Auto es ideal para acoger ideas así. No es más que lo que llevamos años viendo en películas y series, pero con un nuevo formato.