Parece que la tecnología TrueDepth del iPhone X pronto podría llegar a otros dispositivos de Apple. La Oficina de Patentes y Marcas Comerciales de los Estados Unidos ha otorgado este 28 de noviembre 69 patentes a la empresa de Cupertino. Una de ellas, que había solicitado desde el 2016, es sobre la tecnología que permitiría implementar el Face ID en las iMac y las MacBook.

Se trata de la patente de una interfaz 3D no táctil que permite controlar las funciones de un ordenador Mac con los gestos de las manos. Esta utiliza tecnología de PixelSense, una empresa israelí adquirida por Apple en 2013, que es la base de la funcionalidad de los sensores de movimiento para el Kinect en la consola Xbox One de Microsoft y que también fue implementada en la cámara frontal TrueDepth del iPhone X.

Entre los planes de la patente se detalla un dispositivo que se coloca encima de un ordenador Mac, como una cámara web, y detecta no solo su cara, sino también los movimientos corporales. Tal como muestra la imagen a continuación:

Similar a la forma en la que se controla con gestos simples la interfaz de la pantalla de la Xbox One a través de Kinect, esta tecnología permitiría el uso de gestos como empujar o deslizar para controlar los elementos en pantalla, describe la patente. Además, las personas podrían acoplar el FaceID con gestos para desbloquear dispositivos compatibles, agregando otra capa de seguridad.

"Un gesto de desbloqueo permite al usuario desbloquear una interfaz 3D no táctil, como si se presionara una secuencia específica de teclas para desbloquear un teléfono celular. En algunas realizaciones, la interfaz de usuario 3D no táctil da retroalimentación visual al usuario que realiza el enfoque y los gestos de desbloqueo", indica la patente.

Ya que Apple ha integrado TouchID en la última línea de MacBook Pro, es probable que esta nueva cámara tipo TrueDepth sea implementada en la siguiente generación de Mac y MacBook. Pero más allá de especulaciones, eso aún está por verse.