Las ciudades de Pekín y Shanghái estarán enlazadas a partir del 21 de septiembre por el tren más rápido del mundo. Su nombre es Fuxing (que significa rejuvenecimiento), y, durante dicho trayecto, alcanzará velocidades máximas de 400 kilómetros por hora.

Recorrerá más de mil kilómetros en menos de cuatro horas.Este nuevo tren se convierte en el más rápido del mundo por velocidad media. Recorrerá 1.318 kilómetros a una velocidad media de 350km/h, superando los 300km/h de la generación previa. El trayecto será realizado siete veces al día y tardará unas tres horas y media. Con los trenes actuales, el trayecto dura unas cinco horas.

Los nuevos trenes cuentan también con múltiples innovaciones en su interior, como un avanzado sistema de monitorización que ralentiza el vehículo automáticamente en caso de emergencia o fallo en su mecánica.