Al contrario que en años anteriores, Electronic Arts ha decidido empezar con su franquicia deportiva más afín al público americano, Madden 18. En un escueto tráiler, creado con el motor gráfico del juego, han presentado el modo Longshot, el equivalente al modo El Camino del pasado FIFA en el que participará Mahershala Ali, reciente ganador del Óscar a mejor actor de reparto.

Sorprendentemente, Andrew Wilson, CEO de la compañía, ha dado paso a un buen fragmento dedicado a dar más información de Battlefield 1, un título que lleva nueve meses en las tiendas. La principal novedad al respecto llega bajo el nombre de In the name of the Tsar, será la próxima expansión del shooter de DICE y nos llevará a Rusia, dando acceso a seis nuevos mapas, al ejército ruso y un buen puñado de vehículos, armas y accesorios nuevos.

Han aprovechado ese espíritu competitivo del FPS para continuar con un vídeo en el que mostrar su interés por los e-Sports y enlazarlo con una versión extendida del tráiler de FIFA 18 que vimos el otro día y, entrando en las clásicas e innecesarias apariciones de gente ajena a la industria, dos humoristas centrados en el fútbol han salido al escenario a hablar de algunas de las novedades de FIFA 18 como el retorno de Alex Hunter en una nueva temporada del modo El camino en el que, parece, podrás fichar por equipos de otras ligas fuera de la Premier League.

Y, aunque ya lo conocíamos, tocaba profundizar en Need for Speed Payback. En esta nueva entrega desarrollada por Ghost Games, se vuelven a respetar las bases de la franquicia y la espectacularidad en persecuciones, explosiones y choques a 200 kilómetros por hora. Todo ello con un apartado técnico espectacular y la clarísima influencia del éxito cinematográfico de Fast and Furious.

Uno de los puntos más interesantes ha sido la charla sobre EA Originals, el apartado centrado en publicar desarrollos independientes. Y es que A Way Out, el título mostrado, es el nuevo trabajo de Josef Fares y su estudio Hazelight, creadores de Brothers: A Tale of two sons. Y aquí, de nuevo, se volverá a utilizar la vertiente cooperativa al colaborar entre dos presos en su huida de la cárcel. El twist estará en que, aunque juguemos un cooperativo online, seguiremos viendo la pantalla partida para poder ver qué hace nuestro compañero.

Luego ha llegado la que puede ser una de las sorpresas de este E3 2017: visto por primera vez en 2014, sabíamos que Bioware estaba trabajando en algo llamado Project Dylan y que, finalmente, se ha revelado. Su nombre definitivo será Anthem y, pese a que apenas hemos visto un breve tráiler para dejar clara la ambientación, se ha confirmado que veremos mucho más en la presentación de Microsoft. Si los rumores son ciertos, este proyecto sería la alternativa de Electronic Arts a títulos como Destiny o The Division.

Por último, previo rápido paso por una saga NBA Live que sigue pareciendo mediocre al lado de la competencia, se han centrado en el plato principal del evento, Star Wars Battlefront II. Con Janina Gavankar, actriz que interpretará a la protagonista del modo campaña, como maestra de ceremonias, han transmitido desde el inicio el mensaje de un título con mucho más contenido y, sobre todo, de haber escuchado y tenido en cuenta el feedback de los usuarios.

Se han centrado en mostrar el lado multijugador, comenzando por un tráiler que ha evidenciado que, en lo técnico, pocos juegos podrán toserle al título de DICE, Criterion Games y EA Motive. La mejor noticia, si cabe, es que todo el contenido poslanzamiento de Battlefront II será, al contrario que en la primera entrega, totalmente gratuito para los poseedores del videojuego.

Al final, pese a algunas buenas noticias y proyectos prometedores, las continuas charlas innecesarias, el ritmo y los múltiples errores en las presentaciones (no estarán contentos con el teleprompter, desde luego), bien podría ser este el resumen de la presentación de la compañía: