Lamentablemente, parece que Trump se convertirá en el primer político en cumplir sus promesas de campaña. Su muro fronterizo comenzará a ser construido dentro de poco, Obamacare está en proceso de desaparecer y la prohibición de entrada al país de musulmanes, provenientes de siete países considerados peligrosos por Estados Unidos, ya ha sido aprobada.

El presidente multimillonario representa todo lo que está mal con Estados Unidos pero, por fortuna, existen millones de personas que están dispuestas a hacerle frente a sus políticas tiránicas.

Shia LaBeouf encabeza uno de los proyectos más interesantes de esta índole. El artista ha instalado una cámara a las afueras del Museum of the Moving Image en Nueva York. Veinticuatro horas al día, siete días a la semana, dicho dispositivo trasmitirá video en vivo durante los cuatro años que durará la presidencia de Trump. El "livestream" puede verse en la página del proyecto titulado "He Will Not Divide Us" (en español "Él no nos dividirá"). Todo el que quiera es invitado a visitar las afueras del museo y gritar la frase "He Will Not Divide Us" directo a la cámara, cuantas veces necesite hacerlo. Últimamente, la frase se ha convertido en una especie de mantra para el movimiento anti-Trump.

Shia, como líder del movimiento, ha estado presente en el lugar todos los días.

Durante una jornada de protesta, un individuo no identificado apareció en la trasmisión usando una gorra del ejército nazi y gritando "1488" directamente a la cámara. Este es un credo de los supremacistas blancos que hace referencia al lamentable saludo popular nazi "Heil Hitler".

No pasó mucho tiempo para que LaBeouf, que estaba presente en la protesta, se diera cuenta de que este sujeto no se encontraba allí para hacer frente a Trump.

El actor se aproximó a él gritando "He Will Not Divide Us" una y otra vez de forma intimidatoria. Luego de que el líder neo-nazi de la alt-right, Richard Spencer, fuese golpeado durante una protesta de Trump en Washington, una controversia enorme se formó alrededor del asunto. LaBeouf fue capaz de neutralizar a este pernicioso individuo sin agredirlo.

El incidente no tardó en volverse viral. Algunos alabando las acciones de Shia, otros etiquetándolo de agresivo y reaccionario. Aunque un debate sobre la libertad de expresión de los nazis nos parece totalmente anticuado para el siglo XXI, en las redes sociales se discute hasta el cansancio como lidiar con estas personas de poco discernimiento.

En fin, ¿qué piensan del novedoso movimiento de Shia LaBeouf? ¿Están satisfechos con la resistencia que ha enfrentado Trump? O piensan que debe ser más radical. Esperamos leer sus opiniones en los comentarios de Facebook o menciones de Twitter.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.