El tránsito de coches en las ciudades va a tender a desaparecer, medidas que regularán el tráfico en función de la contaminación o la limitación del centro de muchas grandes ciudades o pueblos turísticos para que solo pueda ser disfrutado por peatones y otros servicios de movilidad como las bicicletas. Es el futuro y por ello Kilian Vas, un ingeniero de sistemas de Ford en Colonia, Alemania, ha diseñado una rueda de repuesto que no es una rueda de repuesto pero toma su forma y ubicación para ofrecer al conductor la oportunidad de trasladarse en este tipo de ciudades.

Carr-E es un asistente de peatones eléctrico con cuatro ruedas que quiere posicionarse como una alternativa para moverse en la ciudad. Vas se inspiró en un diseño compacto y circular cuando se dio cuenta del espacio que ocupa una rueda de repuesto en un coche convencional. Un hueco que según el ingeniero puede emplearse para otros fines como el de ofrecer un sistema de movilidad pensado para la ciudad. El objetivo es que te acerques todo lo que puedas a la ciudad y luego te muevas usando este *vehículo*.

Este dispositivo no solo es útil para el desplazamiento de personas sino de objetos pesados. Tan solo tendrías que colocar la carga y Carr-E te seguirá gracias a un transmisor electrónico que deberás llevar encima. La innovación es fundamental para una empresa que quiere cambiar la forma en la que nos movemos por las ciudades. ¿Veremos este dispositivo en un futuro? Probablemente no, pero lo importante es que aborda soluciones a problemas que sí se nos plantearán.

Carr-E conecta directamente con la idea de Ford de ser más que un fabricante de coches, de ser un proveedor de soluciones de movilidad dentro y fuera de las ciudades. Ofrecer una solución que combina ambos mundos es tremendamente interesante para el fabricante que si bien sabe que no es una solución a corto plazo, si valora la importancia de este tipo de ejercicios donde sus empleados proponen caminos hacia el futuro de la compañía. Y en eso Vas no es un novato puesto que ya patentó un reposacabezas que se pliega para permitir espacio para un asiento para niños y tiene alas plegables para poder echarse la siesta.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.