Durante las horas previas al XXX Encuentro de Telecomunicaciones y Economía Digital de Santander, el gigante de las telecomunicaciones Telefónica anunció una serie de medidas económicas con el objetivo de reducir el endeudamiento registrado por la compañía a finales del primer semestre (56.329 millones de euros).

El primer paso de esta nueva estrategia es la salida a bolsa de Telxius, de quien Telefónica sacará entre un 25% y un 50%. Con la salida a bolsa de su filial de infraestructuras, Telefónica planea reducir sensiblemente el endeudamiento de la compañía registrado en el primer semestre del año.

Telefónica ingresaría entre 1.250 y 2.500 millones de euros con la salida a bolsa de Telxius. La compañía mantendrá el control de la misma conservando, como mínimo, el 50% de las acciones

José María Álvarez Pallete, durante el XXX Encuentro de Telecomunicaciones y Economía Digital insistió en la necesidad imperiosa de mantener a Telxius en la estrategia futura de Telefónica. Por ello, la compañía conservará el control de la compañía asegurándose, al menos, el 50% de las acciones correspondientes a la misma.

Telxius, según estimaciones de Bloomberg, contaba con un valor de 5.000 millones de euros el pasado mes de mayo. Esto implicaría un mínimo de ingresos de 1.250 millones de euros en el caso de colocar el 25% de las acciones —el mínimo permitido por la ley para este tipo de operaciones—.

El segundo movimiento corresponde a O2, la operadora británica de la que Telefónica ya intentó desprenderse durante los pasados meses —pero la Comisión Europea acabó bloqueando el proceso de venta de la compañía—. Para dar salida a O2, Telefónica planea reducir su inversión en la filial británica mediante la venta de acciones antes del mes de diciembre. Todo ello sin desprenderse del control mayoritario de las acciones y, por consiguiente, de la compañía.