Microsoft ha presentado sus resultados financieros referentes al último trimestre fiscal con varias sorpresas por un lado y anuncios evidentes por el otro, toda vez que **la tendencia es clara: Microsoft encuentra acomodo en el negocio de la nube**. Entre las sorpresas figura un buen crecimiento en lo referente a Xbox Live, que aumenta un 33% interanual su número de usuarios hasta rozar los 50 millones en todo el mundo.

La telefonía móvil se desploma en Microsoft, pero Surface crece y el negocio en la nube se disparaNo era una sorpresa lo que se esperaba del negocio hecho con la familia **Surface, que aunque de forma moderada sigue creciendo, esta vez un 9%**. En el otro lado de la balanza, un desplome que sí entraba en las expectativas, el de la división de telefonía móvil. Las [malas cifras de Windows Phone](http://hipertextual.com/2016/05/windows-phone-game-over) ya se han convertido en una costumbre tras una bajada tras otra de la cuota de mercado mundial. La variación interanual indica una bajada de un 71% sobre unos números que ya no eran buenos.

Donde Microsoft ha encontrado su mayor balón de oxígeno es en **Azure, que lleva varios trimestres de considerables subidas, y en este se sitúa en un 108% de aumento interanual**, cifras de por sí tremendamente positivas, que en otros trimestres han sido incluso superiores, alcanzando hasta un 140% de aumento en sus ingresos.

Estas cifras dejan a la compañía con un beneficio por acción de 69 centavos de dólar, frente a los 58 que esperaban los analistas. No obstante, los ingresos se quedan por debajo de las expectativas: **20.610 millones de dólares** frente a los 22.180 obtenidos en el mismo período de 2015 y los 22.140 que se esperaban.