Un día como hoy hace 162 años nació en Reino Unido Hertha Marks Ayrton, la científica que trabajó en la tecnología del arco eléctrico o arco voltaico, fundamental para la llegada de la energía eléctrica y la luz tal y como las conocemos hoy en día. El arco eléctrico es la "descarga eléctrica que se forma entre dos electrodos sometidos a una diferencia de potencial y colocados a baja presión o al aire libre", según explican desde la Fundación DesQbre, y resulta fundamental para la estabilización de la iluminación años antes de que se inventara la bombilla.

Al igual que otras investigadoras de su tiempo, Hertha Marks Ayrton fue una científica pionera a principios del siglo XX. Su estrecha amistad con Marie Curie recuerda otro caso de estas mujeres referentes en la investigación, a pesar de los desafíos que tuvieron que afrontar. En su caso, por ejemplo, fue la única científica en el Congreso Internacional Eléctrico de París de 1900, como también le pasó a Curie en la quinta edición de la conferencia de Solvay de 1927.

Pero Hertha Marks Ayrton no sólo trabajó en el ámbito de la ingeniería eléctrica. La investigadora también estudió los remolinos del mar, como recuerda el doodle de Google, para así establecer que eran los responsables de las dunas que aparecen sobre la arena. Estos trabajos serían fundamentales para la invención del luego conocido como ventilador de Ayrton, en homenaje a su creadora.

La británica también fue una firma defensora de los derechos de las mujeres, reivindicando el sufragio femenino a través de su participación en la Unión Política y Social de la Mujer. En ese sentido, Hertha Marks Ayrton acogió a muchas de las sufragistas que estaban siendo perseguidas en aquellos momentos por su lucha en favor del derecho al voto. Esta intensa actividad social, además de su labor científica, llevó a Hertha Marks Ayrton a ser fundadora de organizaciones como la Federación Internacional de Mujeres Universitarias y de la Unión Nacional de Trabajadores Científicos.