Legal

Ciudad de México se atreve con una constitución crowdsourced

Por 21/04/16 - 16:41

La nueva Constitución de Ciudad de México: hecha entre todos y abierta para los ciudadanos a través de internet.

Ciudad de México se atreve con una constitución crowdsourced
Imagen: Wikimedia

Mientras en España soñamos, literalmente, con un sistema de voto electrónico, o más sencillo, de participación ciudadana, al otro lado del Atlántico se están empezando a poner en marcha iniciativas para fomentar la participación ciudadana en la elaboración de la normativa local. Y no estoy hablando de propuestas ciudadanas como las de Decide Madrid, por ejemplo, sino de auténticas elaboraciones colaborativas como la que han puesto en marcha para la nueva constitución de Ciudad de México.

En un auténtico ejercicio de experimento democrático, el Grupo de Trabajo que apoya al Jefe de Gobierno en la redacción del proyecto de Constitución para la Ciudad de México, se ha comprometido a escuchar todas las peticiones disponibles -y las nuevas que se lleven a cabo- dentro de la plataforma Change.org cuando se alcance un número, una suerte de elaboración constitucional a través de crowdsourcing.

Lógicamente, un proyecto de esta magnitud necesita estar determinado por una serie de reglas que se han definido para la que la participación ciudadana resulte en una constitución plural, democrática y, sobre todo, hecha entre todos los ciudadanos de la Ciudad de México.

En función de las votaciones a una petición, se tendrá en cuenta para el proyecto
Por ejemplo: el grupo de trabajo se ha comprometido a que la Secretaría Técnica responderá todas las peticiones, las que sobrepasen las diez mil firmas y cincuenta mil firmas recibirán una invitación para que tres representantes del Grupo de Trabajo reciban al iniciador y se presente su propuesta ante el pleno del Grupo.

De esta forma, lo que se pretende a través de este movimiento es fomentar la participación ciudadana de cara a una nueva redacción de la Constitución de la Ciudad de México. Y no solo a través de change.org, pues para concentrar ideas, reflexiones, eventos y propuestas en torno a la elaboración del Proyecto de la Constitución Política de la Ciudad de México, la plataforma ha habilitado 300 quioscos móviles para quienes no tienen acceso a plataformas digitales y quieran participar en el proyecto.

Sin duda, un ejemplo a seguir y que, por cierto, cuenta con muy pocos precedentes; por lo que de hacerse bien, puede sentar un precedente histórico para el desarrollo normativo local.

Comenta sobre este y otros temas en nuestra comunidad

Puedes entrar con tu cuenta de Facebook, Twitter, Google o LinkedIn

Usamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia. Si sigues navegando estás aceptando nuestra política de cookies