Venezuela ha aprobado la Ley de Amnistía y Reconciliación Nacional gracias a la mayoría opositora de la Asamblea Nacional. El debate, que no estaba incluido inicialmente en el orden del día, se prolongó durante casi ocho horas, y terminó con la luz verde a una medida que podría terminar con los presos políticos del país como Leopoldo López, condenado a catorce años de prisión.

La bancada chavista rechazó la aprobación de la Ley de Amnistía por considerar que tiene como objetivo "proteger a criminales". En ese sentido, Nicolás Maduro ya ha anunciado que no refrendará el texto aprobado por la Asamblea Nacional, al señalar que ampara "terroristas y criminales". La ley, según el proyecto publicado por el parlamento venezolano, contempla la amnistía de hechos punibles cometidos desde el 1 de enero de 1999 hasta la actualidad, siempre que hayan tenido finalidades políticas, o delitos e injurias planteados como ofensas al presidente de Venezuela o a funcionarios públicos, entre otros.

La aprobación de la Ley de Amnistía ha sido celebrada por Lilian Tintori, esposa de Leopoldo López, quien ha celebrado que "falten pocos días" para su liberación. Sin embargo, el anuncio de que Nicolás Maduro no refrendará el texto no pondrá las cosas fáciles, dado que este es un punto imprescindible para su entrada en vigor.

La corriente opositora ha celebrado que la ley aprobada por la Asamblea de Venezuela también supondrá el fin de la incomunicación o detención en sus domicilios de Antonio Ledezma, alcalde metropolitano de Caracas, y Daniel Ceballos, ex alcalde de San Cristóbal (oeste). La bancada chavista, sin embargo, ha criticado que el texto también suponga la amnistía de delitos como el "tráfico de drogas de menor cuantía" (artículo 30) o de "terrorismo individual y su financiamiento" (artículos 15 y 20, entre otros).

Textos con fines similares, como la Ley de Amnistía de 1977 aprobada en España, también supuso la amnistía de presos relacionados con la banda terrorista ETA, siempre que hubiesen sido condenados por "delitos políticos", como sedición, rebelión u orden público, no a aquellos privados de libertad por delitos de terrorismo como tal. La aprobación de la Ley de Amnistía es una de las grandes promesas de los opositores venezolanos, después de que ganasen las elecciones del pasado mes de diciembre.

👇 Más en Hipertextual