Uber se prepara para un gran salto en su servicio con una apuesta a largo plazo. La empresa californiana y Mercedes Daimler han llegado a un acuerdo de compra a largo plazo de 100.000 Mercedes Clase S, berlinas de alta gama del fabricante alemán, es el turismo más caro de Mercedes. La Sonderklasse, la “clase especial”, empieza en 94.000€ por unidad, aunque es de esperar que Uber haya obtenido un precio especialmente rebajado con respecto al precio unitario.

Los automóviles comenzarán a ser entregados a partir de 2020, aunque queda por ver cuál es la franja de años de finalización de este acuerdo. Incluso con una rebaja sustancial debido a gran pedido, estamos hablando de un enorme desembolso para Uber. Este tipo de pedidos no son algo común, pero empresas de transporte como Hertz, Avis, Sixt o Enterprise suelen hacer perdidos similares.

Ser dueños de la flota permitiría a Uber más flexibilidad en el futuro, mejorar márgenes de beneficio, y dar el salto a una flota autónoma o semi-autónoma más fácilmente

El acuerdo es interesante porque ilumina sobre la estrategia a largo plazo de Uber, alejándose de un modelo de conductor con coche propio mixto con coches proporcionados por la propia Uber a sus conductores, normalmente a través de préstamos fáciles contra los ingresos futuros del conductor. Y se acerca a un futuro donde la mayoría, quizá todos los coches que operen dentro de las distintas flotas de Uber en el mundo sean de su propiedad.

uber

También, gracias a que son modelos de muy alta gama, quedarían listos para ser actualizados con software de conducción autónoma cuando Uber se pueda permitir prescindir de los conductores. Algo que sabemos es el objetivo final de Uber.

Sin ninguna duda, otras compañías empezarán a algo similar pronto, y veremos como el mercado se mueve en esta dirección. Compañías de alquiler de coches tradicionales, así como los propios fabricantes de vehículos, podrían incluso entrar a competir al mercado una vez los coches autónomos pasen a ser una realidad. Según Elon Musk, dueño de Tesla, este futuro podría ser tan cercano como solo dos años.

La compañía iniciará operaciones en España de nuevo con su sector Uber X a finales de marzo. Y está presente en muchas capitales del mundo, con un especial énfasis en China y Estados Unidos.