Ha sido por error, sí, pero tal como se han hecho eco varios medios, entre ellos The Guardian, el gobierno de Estados Unidos ha revelado sin querer que el objetivo de su ataque a Lavabit (el servicio de correo electrónico privado que fue cerrado en 2013 por haber sido usado por Snowden) era, como todo el mundo esperaba, el ex analista de NSA.

Ladar Levison, el fundador del servicio, decidió cerrar Lavabit ante la solicitud del FBI de entregar los datos de un usuario, a lo que este se negó y clausuró el servicio de correo antes de romper la esencia que lo mantenía vivo: la privacidad de los usuarios. No obstante, siempre se supuso que objetivo persegido era Snowden, pero al mantenerse en secreto el asunto, no se podía demostrar.

Ahora el Gobierno de los Estados Unidos ha puesto -se cree que por error- los archivos del caso en el servicio de acceso público, y resulta que el objetivo principal era un dirección de correo electronico muy particular: [email protected]:

Imagen: Wired
Imagen: Wired

Tal fue la magnitud del asunto que, por aquella época, Lavabit ofrecía sus servicios de correo electrónico seguro a más de 410.000 abonados, y los agentes federales, en su búsqueda para localizar a Snowden, realizaron peticiones de acceso sistemáticas que obligaron al cierre del servicio.

En el documento adjunto superior, al que ha tenido acceso Wired, se puede ver la solicitud de información al servicio de la cuenta de correo de Snowden, trayendo a presente uno de los secretos peor guardados desde que estalló el escándalo que se saldó con el cierre de Lavabit: un solo objetivo supuso el cierre de un servicio legal usado por más de medio millón de personas.