Huawei P8

El final del año se aproxima, y como siempre por estas fechas, es un buen momento para hacer repaso de lo que aportan las principales tendencias dentro de la telefonía móvil. Mucho se ha escrito sobre cómo deben avanzar los terminales, y desde Huawei tienen claro que debe ser siempre construyendo teléfonos que destaquen por llevar su grosor al mínimo. Sin duda, es la gran seña de identidad de la serie «P». Desde el P6 hasta el Huawei P8 hemos acudido a una reducción de milímetros año a año, y lo mejor de todo es que se ha mejorado cada aspecto y no se han hecho sacrificios.

Lo último que hemos mencionado es clave, y es el punto principal que suele ser fundamento para crítica en terminales de la competencia. Todos han dado el paso hacia la reducción de grosor, pero **siempre a costa de reducir la autonomía**. Con este detalle, que no es para nada trivial, el usuario no está realmente ganando nada, pues lo que se obtiene por una parte se pierde por la otra. ¿De qué vale mejorar el diseño si el tiempo que podemos usar el móvil se reduce?

Cuerpo estilizado y delgado – Huawei P8

Gracias a la unión de software y hardware, el grosor no es problema para obtener una gran autonomíaHuawei apuesta siempre por entregar el grosor más pequeño del mercado de gama alta, y ahí encontramos al Huawei P8 y a sus 6.4 milímetros. Lo mejor es que, pese a ello, la autonomía no se resiente ni reduce no sólo respecto al P7 o al P6, sino que se aumenta la batería hasta los 2600 mAh, siendo el líder en su sector. Gracias a la eficiencia que aportan los 8 núcleos del Kirin 930, y en especial a los **núcleos A53 de bajo consumo**, se consigue acabar el día sin problemas. Esto, unido a la optimización inteligente de aplicaciones que hace EMUI 3.1 y al modo ahorro de batería, hace que lleguemos al final del día sin problemas e incluso consigamos llegar a mitad del otro dependiendo del uso. Además de lo anterior, Huawei es la única compañía que con un grosor tan mínimo consigue integrar estabilizador de imagen (OIS), lo que hace que su cámara obtenga una calidad de imagen excelente en tomas nocturas

En Android Marshmallow, versión que llegará oficialmente a los Huawei, hay mejoras del rendimiento en autonomía, pero con los modos mencionados no son realmente necesarios en EMUI. Características como Doze tienen ya ajustes similares. Por ejemplo, cuando la pantalla se apaga hay aplicaciones que dejan de consumir energía, con lo que se limita el abuso de ciertas aplicaciones mal diseñadas. Toda la competencia ha tenido problemas en 2015 con la autonomía, mientras que Huawei ha adelgazado y ha mejorado, demostrando la importancia de unir un gran software a un hardware de gama alta.

Huawei P8

El grosor en los teléfonos no es un asunto de marketing. Es un asunto de **comodidad y ergonomía**, dado que suele ir acompañado de mucha ligereza, una ligereza que no se obtiene en terminales muy gordos con batería de más capacidad sobre el papel, pero que en la práctica no cumplen. Un teléfono de 5″ con un gran peso y formas incómodas de agarrar puede llegar a fatigar, además de decepcionar en materiales. Con la nueva línea se consigue **un diseño vanguardista con materiales y acabados premium**, pero se mantienen todos los apartados que hacían muy buenos a los anteriores modelos.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.