Apple ha abierto un laboratorio de producción al norte de Taiwan donde sus ingenieros desarrollan nuevas tecnologías para las pantallas de sus productos según fuentes que conocen el parque científico para Bloomberg.

Habría más de 50 ingenieros trabajando allí junto a más trabajadores en el desarrollo de pantallas para dispositivos entre los que se encuentran iPhones y iPad según las fuentes que quieren permanecer anónimas. Apple reclutó personal proveniente de un fabricante de pantallas local, AU Optronics Coprp. y Qualcomm, que, curiosamente, operaban en ese edificio.

Apple comenzó a operar el laboratorio en secreto este año con el objetivo primordial de la empresa desde la introducción del iPhone: hacer sus productos más finos, ligeros y con pantallas de más calidad y eficientes. Además, las fuentes concretan que el desarrollo se está enfocando en la tecnología LCD y en la tecnología OLED como ya indicamos en las evidencias sobre el salto a la tecnología OLED en el iPhone de 2018.

La tecnología OLED permitiría dotar a los dispositivos iOS de un contraste infinito, negros puros y un panel más fino al no necesitar retroiluminación.

¿Por qué?

Desarrollando sus propias tecnologías, al igual que hacen con los procesadores ARM Apple A9 y anteriores, lograrían reducir la dependencia a las tecnologías desarrolladas por sus proveedores de pantallas como Samsung Display, LG Display, Sharp Corp o Japan Display. La compañía podría desarrollar las etapas de producción dentro y hacer que pequeños fabricantes como Optronics o Innolux las fabriquen. A más proveedores, menos problemas.

Hacer los iPhone y iPad más delgados, con mejores pantallas y mantener o mejorar la batería en cada generación siempre ha sido una norma para Apple. Por eso es importante avanzar en este campo para las próximas generaciones.

¿Quién está dentro del laboratorio secreto?

Todo lo que hace Apple se diseña y se desarrolla en Cupertino y pasa a ser fabricado por un tercero como Sharp o TSMC. La empresa también tiene a científicos e ingenieros trabajando en varias partes del mundo.

Apple sigue buscando ingenieros que trabajen en los nuevos paneles LCD y OLED, según LinkedIn. (1) (2)

En una esquina del parque científico Longtan, entre un bosque y las obras de una nueva fabrica de productos biotecnologicos, se encuentra el laboratorio sin indicación alguna de que está operado por la compañía más prolífica del mundo. Ni un cartel apenas. Algo que contrasta con los enormes letreros de las empresas vecinas como Leotek o AU Optronics.

Al entrar al edificio y pasar las puestas correderas, se encuentra una recepcionista delante de un logo de Apple que cuelga de la pared. Su ordenador es un iMac que muestra la pantalla de registro habitual. Esos son los dos únicos indicios al público.

Tanto recepción como seguridad evitaron dar un contacto a los reporteros de Bloomberg, aunque la oficina al cargo del parque científico asegura que Apple comenzó a operar allí desde abril. En el Ministerio de Economía de Taiwan data el registro de Apple en octubre.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.