El LG Watch Urbane 2 LTE, que había sido puesto a la venta en EE.UU esta semana está siendo retirado de las tiendas y se ofrece una devolución completa a los compradores, según informa Chance Miller en 9to5Google.

El dispositico corporal era remarcable por ser el primer terminal con Android Wear que estrenaría soporte LTE, y poder des-emparejarse de un teléfono de acompañamiento que le proveyera de datos.

Los motivos de la cancelación no han sido desvelados, pero LG parece haber puesto en pausa —al menos temporal— el lanzamiento en todo el mundo. Los usuarios que lo han comprado han tomado Twitter, Reddit y foros especializados para expresar su asombro, pues no han podido constatar de ningún fallo evidente que haya podido causar esta retirada.

La principal sospecha se trata de un fallo en la implementación regulatoria de algún protocolo de comunicaciones, aunque hay más opciones abiertas. La experiencia de Google y LG con LTE en smartphones es amplia, y es extraño ver algo así en un smartwatch.