• "Ahora mismo no podemos pagarte, pero si empiezas a trabajar con nosotros te tendremos en cuenta para cuando facturemos más."

  • "Para esto en concreto no nos han dado nada de presupuesto, pero ganarás visibilidad al estar tu nombre en público como autor del trabajo."

  • "El primer trabajo es de prueba, y si nos gusta seguro que te llamaremos en el futuro para más encargos".

  • "Aunque no lo parezca, esto es un win-win, no podemos ofrecerte más de momento."

Son frases típicas de quien promete el oro y el moro pero luego esconde la plata, de quien busca personas que acepten trabajar gratis a cambio de nada, con falsas promesas en torno a, siempre, los mismos conceptos: "visibilidad", "confianza", "futuro", etc.

Ocurre en varios sectores, y tradicionalmente la figura del diseñador es una de las más castigadas por esta actitud, por esta ¿idea? que degrada la labor del diseño a mero divertimento de escaso valor y nula profesionalidad. Lo de pedir trabajo gratis con excusas inverosímiles pero que han calado de lleno viene de largo, y de no menos largo viene la corriente combativa, luchadora, de hacer frente al trabajo gratis.

La agencia de publicidad Zulu Alpha Kilo ha creado un vídeo para concienciar de este problema aplicando los mismos diálogos y escenarios a otras profesiones, que hemos podido encontrar en La Criatura Creativa. Imperdible.