derrames de petróleo
Ktsdesign - Shutterstock

En el sector del petróleo, como en casi todos, siempre hay una amenaza recurrente: una **caída generalizada del negocio**. En algunos casos viene por un descenso de la demanda, otras de la oferta… en este caso se trata de un aumento de la oferta y un descenso de los precios. El uso indiscriminado del *fracking* por parte de Estados Unidos, que hace que existe una sobreoferta, ha sido la clave la «crisis» en esta ocasión, lo cual no vamos a mentir, ha venido muy bien a nuestras carteras a la hora de acudir a repostar. Sin embargo, esto ha supuesto el **declive de muchas compañías** a nivel mundial dedicadas al sector, y el consiguiente despido de empleados y descenso de la investigación e innovación.

Sí bien esta crisis podría ser un motivo para potenciar el uso de energías renovables, la realidad está muy lejos de ello. Lo cierto es que, como viene sucediendo en los últimos años, hay un sector que aprovecha cualquier filón para sacar negocio: las startups, que además están **acaparando la atención de muchos de inversores**.

La caída de los precios fomenta la creación de startups que son mucho más eficientesPrincipalmente en Estados Unidos, como no, ha surgido una especie de empresas altamente tecnológicas que han aprovechado la caída de los peces gordos del sector y llevarse su parte del pastel, alimentadas además de los talentos que antes trabajaron para esas grandes firmas.

Algunas de ellas, y como publica Venture Beat son aquellas se enfocan su actividad al descubrimiento e investigación de pozos. [**Tachyus**](http://tachyus.com/), una startup estadounidense fondeada por Founders Fund con $13 millones, desarrolla bases de datos con información de pozos domésticos. [**GroundMetrics**](http://www.groundmetrics.com/), por ejemplo, utiliza técnicas de geolocalización y una suerte de resonancias magnéticas que permiten perforar un 10 % menos de pozos pero aumentar la producción. O [**Neos**](http://www.neosgeo.com/), que ha recibido fondos de Goldman Sachs o Bill Gates, que también utiliza el control remoto y la geociencia para detectar pozos nuevos.

En España, el sector del petroleo goza de una **legislación muy diferente**, y además de que no es nuestro negocio estrella tampoco contamos con un pozo de cruzo sin explotar en la mayor parte de nuestros jardines traseros como si que ocurre en Estados Unidos. Sin embargo, si que hay algunos ejemplos de emprendedores dedicados a la investigación en el sector: [**Graphenea**](http://www.graphenea.com/), acelerada por Repsol Energy Ventures en 2013, aplica sus estudios a la investigación del grafeno y sus aplicaciones. La mala noticia es que aunque está creada por españoles, estos se han mudado al otro lado del Atlántico.

En cualquier caso, supone todo un **sistema de externalización** de servicios para las grandes compañías, que al final son las que explotan los pozos descubiertos ya que aunque el sector caiga no dejan de producir, pero que a la vez da la **oportunidad de diversificar** en negocio poco eficiente en algunos casos, y fuertemente monopolizado.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.