En esto del E3 siempre suele buscarse la compañía “ganadora”, aquella que por mérito propio o demérito de la competencia sabe llamar más y/o mejor la atención de la prensa y, por supuesto, el público. Si hablamos del E3 2015 sería osado decir cualquier cosa que no fuera que Sony arrasó durante el día de ayer y cuajó una de las conferencias más míticas de la historia del evento.

Eso es un hecho irrefutable. Y es que juntar en 90 minutos tres de los juegos más esperados de la historia, una espectacular nueva IP y los chascarrillos de Nathan Drake es una apuesta segura, faltaría más. La locura empezó con The Last Guardian, siguió con el remake de Final Fantasy VII y concluyó con Shenmue III. Y no menos impresionantes – más de hecho, en mi opinión – fueron ese Horizon: Zero Dawn, la nueva propiedad intelectual de Guerrilla Games, y la persecución en Uncharted 4, una de las escenas más espectaculares jamás vistas en un E3.

Lo mucho y muy bueno de Sony se va a 2016

¿El problema? Todo se va al próximo año. Uncharted 4 debería ser el primero en llegar pero seguimos sin una fecha aproximada mientras que el remake de FF VII y Shenmue III se irán más a 2017, como mínimo. Playstation 4 sigue siendo una consola huérfana de exclusivos de peso para una recta final de 2015 en la que reunirá remasterizaciones de Uncharted, Tearaway, God of War III y un Until Dawn que apunta a ser un título menor. Por suerte, una plétora de multiplataformas de primer nivel servirán para amenizar la espera.

En el otro lado estaba Microsoft. La compañía de Redmond elaboró una conferencia muy parecida a lo que, por suerte, nos habían acostumbrado durante las últimas ferias: juegos, juegos y más juegos. Phil Spencer no tenía la dinamita que mostró Sony pero con Halo 5: Guardians, Forza Motorsport 6, Dark Souls III, Rise of the Tomb Raider, lo nuevo de Rare, Gears 4 y hasta el anuncio de la retrocompatibilidad, quedó una conferencia más que apañada. Buenos juegos, eso sí, que se enseñaron poco y mal: lo lógico era esperar un gameplay de Forza 6, no hubiera estado de más algo de atención a la conclusión de la trilogía Dark Souls, la demo de Rise of the Tomb Raider no podía estar peor elegida y dudo que haya una sección más oscura en todo Gears 4.

¿Lo mejor? Xbox One cuenta con tres exclusivos (lo de Rise of the Tomb Raider es temporal) en una recta final de año increíble y, además, no deberíamos tardar demasiado en ver Quantum Break y, con mucha suerte, Scalebound. Después de un comienzo de generación afeado por el planteamiento del always online, la obligatoriedad de Kinect y un precio 100€ por encima de la competencia, el estado de forma actual de Xbox One parece envidiable. Menos en ventas, claro: ese mismo sobreprecio en el inicio con respecto a una competencia que se desenvuelve mejor con los títulos multiplataforma ha desequilibrado la balanza de forma exagerada.

Xbox One tiene variedad y calidad para la recta final de 2015

Hoy por hoy tengo una Wii U en casa y una Playstation 4 prestada que tendré que devolver más pronto que tarde. Mis sensaciones tras estos primeros días del E3 2015 me hacen querer una Xbox One para lo que está por llegar en 2015 y una Playstation 4 para lo que vendrá en 2016. Y eso es justo lo que buscaba, que las compañías supieran dar valor a sus plataformas. Queda mucho por recorrer y mejorar (el precio de Xbox One, la UI e infraestructura online de PS4, una ligera mejora en PS Plus y Games with Gold, etc.) pero parece, al fin, que la actual generación ha echado andar. Y de qué manera.

No entenderé nunca lo de “casarse” con una marca o compañía y, sobre todo, ese desprecio instintivo hacia todo aquello que haga la competencia. Soy alguien al que le apasionan los videojuegos y, como tal, mi intención es siempre jugar lo máximo posible en el mayor número de plataformas. Y con eso en mente, dejando a un lado las absurdas “guerras de consolas” y las empresas ganadoras de la feria, no podría estar más contento. El E3 2015 lo hemos ganado nosotros, los jugadores.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.