Actualización 7 de abril: Según confirman diversos medios, Twitter y YouTube están de nuevo accesibles para la mayoría de los usuarios, aunque la caché de DNS puede estar impidiendo el acceso a algunos usuarios, pero pronto lo tendrán todos disponibles.

Se repite la historia que elevó enormemente las críticas hacia el gobierno turco antes de la elecciones de marzo de 2014: un juez ha ordenado el bloqueo de Twitter y YouTube a los operadores de internet impidiendo su uso entre los usuarios dentro del las fronteras del país en base a una denuncia, según apuntan desde Reuters.

De momento, no hay comunicado oficial ni del gobierno ni de la entidad administrativa de telecomunicaciones, pero según apuntan desde varios medios turcos, este bloqueo podría estar relacionado con la distribución vía redes sociales de fotos de la fiscalía durante el curso del asalto al fiscal de Estambul y su posterior toma como rehén por un grupo de extrema izquierda.

Parece que, al igual que en la elecciones de marzo de 2014, cuando unas grabaciones de audio que mostraban presuntamente la corrupción en el círculo íntimo del entonces primer ministro Tayyip Erdogan, se filtraron en las redes sociales, a los reguladores no les gusta nada que la redes sociales sirvan para expandir este tipo de información. Tampoco TOR, que está bloqueado en proveedor más grande del país.