Volviendo a la normalidad y dejando atrás la oferta doble de juegos, ya sabemos cuáles serán los títulos que Microsoft otorgará a los sucriptores de Xbox Live tanto en Xbox 360 y Xbox One en su servicio Games With Gold. Pequeño spoiler: el nivel ha bajado bastante con respecto al mes anterior, sobre todo en Xbox One.

Pool Nation FX (Xbox One)

Sí, repite durante un mes más. La adaptación para consolas del exponente dentro del billar llegó a Xbox One el año pasado con un potente editor de niveles y con multitud de opciones multijugador como es obvio en una experiencia como esta.

Si tras las partidas de este mes de abril os habéis quedado con más ganas de billar, estáis de enhorabuena. Al menos, Pool Nation FX es el típico juego con el que hasta alguien ajeno al mundo de los videojuegos puede echar alguna que otra partida.

Castlestorm: Definitive Edition (Xbox One)

Esta producción de Zen Studios (conocidos por sus títulos de Pinball) es la versión última de su tower defense en 2D. Ahora a 1080p y 60fps e incluyendo todas las expansiones y descargables lanzados hasta el momento.

El título ofrece tanto un modo historia para un solo jugador como distintas modalidades en línea en las que poner a prueba nuestra estrategia a la hora de atacar y defender nuestra fortaleza. Todo ello envuelto de un peculiar y trabajado apartado visual.

Mafia II (Xbox 360)

Con el desarrollo de los chicos de 2K Czech nos ponemos en la piel de Vito Scaletta en la época de la 2ª Guerra Mundial. Tras ser herido en combate, el protagonista debe volver a la ficticia Empire Bay para, poco a poco, construirse un nombre entre los gánsteres más respetados de la ciudad.

Pese al nombre, no nos encontramos ante una secuela que siga una continuidad directa con la entrega anterior pese a que sí encontramosalguna que otra escena o referencia con las que sorprender a los aficionados de la franquicia. Pese a los cinco años a sus espaldas, un título disfrutable.

F1 2013 (Xbox 360)

Poco hay que explicar del trabajo de Codemasters con la franquicia de videojuegos de la Fórmula 1, de la que se encarga desde el año 2009. No deja de ser curioso que a falta de poco más de un mes para el lanzamiento de la edición de 2015 se ofrezca esta otra. Sea como fuere, una forma de saciar las ansias de todo aquel aficionado a esta disciplina del automovilismo.

El principal atractivo de esta entrega reside en la posibilidad de correr en circuitos clásicos al volante de monoplazas históricos como los de Prost, Fittipaldi o, en tiempos más recientes, Hakkinen o Schumacher.