Como es habitual en los terminales flagship, los fabricantes suelen prestar especial atención a la hora de dar a conocer su nuevo terminal estrella: sus detalles, cómo se hizo, por qué se diseñó de esa forma y por qué es tan especial. El Galaxy S6 y el Galaxy S6 Edge son los terminales que más nos has sorprendido en la primera mitad del año, son los smartphones más bellos que Samsung haya fabricado.

A través de Samsungtomorrow, la compañía explica a todo detalle los dos factores más importantes en la construcción del terminal: el cristal y el metal. Que, en esencia, es lo más destacado de su diseño, alejado del plástico por fin. Un exterior premium para un interior premium.

## El cristal

Comenzamos por el cristal. La curvatura del Galaxy S6 Edge está realizada gracias a lo que Samsung denomina '3D Thermoforming', una tecnología única, creada y perfeccionada por Samsung Electronics. En esencia, lo que hacen es insertar cristal entre dos moldes mientras se aplica calor hasta una temperatura de 800 grados centígrados. A esa temperatura el cristal se vuelve maleable y es amoldado a la forma simétrica que el usuario puede disfrutar en su terminal. En el proceso, se da forma al cristal en tres direcciones a la vez, dando esa curvatura que lo hace tan diferente al resto de terminales que hayamos visto. De ahí el pseudónimo '3D Thermoforming'.

Gracias a este proceso, se puede curvar una pieza de cristal varias veces a diferencia de otros terminales que tienen una única curvatura. Era un proceso '2.5D'. Tras el '3D Thermoforming' es cristal es procesado por una maquinaría de alta precisión para brindar una tolerancia al error mínima. El Galaxy S6 y Galaxy S6 Edge introducen varios pasos adicionales para brindar el acabado que verá el consumidor, incluyendo el pulido de la parte frontal, lateral y trasera del cristal. Para transmitir el acabado 'lujoso' del cuerpo del Galaxy S6 y Galaxy S6 Edge se aplican multitud de capas de nanómetros de grosor haciendo que la parte delantera y trasera del terminal conserve ese color tan especial que tiene cuando la luz se refleja en él.

## El metal

Claro está, la misma atención se requiere en el metal. El otro protagonista y responsable de brindar al consumidor una experiencia premium y única.

Los smartphone Android suelen usar, acorde a las palabras de Samsung, el aluminio 6063. El Galaxy S6 y Galaxy S6 Edge cuentan con un aluminio 6013 que es usado en aplicaciones que requieren una alta durabilidad y fiabilidad como en la aeronáutica, automovilismo y mountain bikes. El aluminio 6013 es 1.5 veces más resistente y 1.2 menos propenso a los rayones que el aluminio 6063.

Samsung aplica más de 20 procesos de tratamiento al aluminio, desde el corte con diamante, hasta el anodizado y pulido. Tras comprobar que la densidad y grosor del metal afectaba seriamente al rendimiento de la antena, Samsung logró soldarla al frame metálico con una soldadura ultrasónica. La hace más estable a los cambios de impedancia producidas y ahorra espacio en el interior.