Recreación del radiotelescopio SKA. Fuente: Skatelescope

La ciencia continúa expandiendo sus horizontes, en este caso en el espacio. La organización responsable del Square Kilometre Array aprobó la semana pasada en Manchester, el proyecto final para la construcción del que será el mayor radiotelescopio del mundo. Se trata de un proyecto internacional que aglutina a once países, que cuenta con un presupuesto de 650 millones de euros y que tendrá dos localizaciones: Australia y Sudáfrica.

Durante la primera fase del proyecto, está prevista la instalación de hasta 200 antenas parabólicas en Sudáfrica, y más de 100.000 antenas dipolo (empleadas para recibir o transmitir ondas de radiofrecuencia) en Australia. De este modo, el SKA consistirá en dos sistemas que funcionarán de forma totalmente complementaria. Eso sí, antes será necesaria la constitución de una organización internacional dedicada a la administración y manejo del radiotelescopio.

Actualmente, ni España ni países de Latinoamérica participan como estados miembros del proyecto, aunque sí hay varios ingenieros y científicos españoles participando desde 2012 en el diseño de la estructura. En concreto, la contribución española se estima en torno a los dos millones de euros, según la Junta Directiva del SKA.

Semejante macroproyecto científico establecerá un punto y aparte en la historia de la exploración del universo. Sus responsables prometen importantes novedades en el conocimiento del espacio más allá de nuestra galaxia y que probablemente puedan responder a algunos de los grandes interrogantes del ser humano. Permitirá estudiar la época de la reionización, observando situaciones similares a las que vivió el universo en sus primeros mil millones de años, cuando se crearon las primeras galaxias y estrellas.

«Gracias a estos dos instrumentos complementarios podremos abordar una amplia gama de la ciencia de frontera, como la observación de los púlsares y los agujeros negros para detectar las ondas gravitacionales predichas por Einstein, o la búsqueda de señales de vida en la galaxia». Así lo asegura Robert Braun, director científico de la Organización del SKA.

Un gigante entre los grandes

Radiotelescopio de Arecibo (sí, apareció en 007 GoldenEye) / Shutterstock

El nuevo radiotelescopio SKA superará con creces en tamaño y potencia a los actuales. Es el caso del ALMA (Atacama Large Millimeter / Submilllimeter Array), el que goza del récord actual y que está formado por 66 antenas. Situado en el desierto de Atacama (norte de Chile), comenzó su operatividad en 2013. Pero si nos centramos en las estructuras integradas por una única antena, el gigantesco radiotelescopio de Arecibo (Puerto Rico) se lleva el honor, con un diámetro de 305 metros.

Sin duda, acaba de arrancar un largo camino hacia nuevos y emocionantes horizontes.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.