Tras estrenarse Huawei como una de las primeras en presentar sus productos en este MWC 2015, y centrándose este año en el apartado de los Wearables con el nuevo Huawei Watch y dos nuevos wearables, el TalkBand B2 y el TalkBand N1, hemos tenido la oportunidad de ver de primera mano cómo son los nuevos wearables de Huawei, y analizando con más detenimiento todos los detalles de estos nuevos dispositivos.

Huawei Watch

El Huawei Watch da una primera impresión de elegancia: a simple vista no parece un smartwatch.

Es bastante ligero y para nada intrusivo en la muñeca. Gran trabajo de Huawei en este aspecto.

La personalización para su Huawei Watch es enorme, buscando llegar a todos los segmentos del mercado.

Como era de esperar, el Huawei Watch llegará con la última versión disponible de Android Wear.

Aunque no hemos podido probarlo, el Huawei Watch trae incorporado un sensor de ritmo cardíaco.

La posición del botón físico del Huawei Watch es un poco inusual, situado ligeramente hacia arriba en lugar de un punto medio.

Huawei TalkBand B2

El Huawei TalkBand B2 es sorprendentemente ligero, aunque demasiado grande al ser usado como manos libres.

La pantalla es bastante pobre en brillo y se ensucia con facilidad: probablemente haya problemas a la hora de visualizar en exteriores.

La pulsera accesorio del Huawei TalkBand B2 cuenta con unos materiales y acabados premium, y dispone de una colocación bastante sencilla.

Una vez colocada con su soporte de pulsera, la TalkBand B2 no es nada pesada, aunque abulta más que dispositivos como el FitBit.

Huawei TalkBand N1

Disponibles en varios colores, los Huawei TalkBand N1 cuentan con un acabado poco premium en mi opinión.

Los TalkBand N1 son ideales para el deporte: son cómodos al introducirlos en el oído, y no se salen fácilmente.

Un detalle interesante son los imanes que mantienen unidos los auriculares a modo de collar.

Cuentan con el tamaño ideal para no tener demasiado cable sobrante y para que puedan llegar a ambos oídos sin problemas.

El switch para silenciar los auriculares es un buen detalle, aunque su posición dista mucho de ser la ideal.