Como los grandes cataclismos, la catástrofe de HTC ocurrió poco a poco. Tras años de vacas gordas, 2012 supuso el punto de inflexión, el inicio de las malas noticias con cada presentación de resultados trimestrales. 2013 arrancó como el año de la renovación completa de la gama «One». Un diseño icónico, la renuncia a la gama baja… La cosa, lejos de mejorar, hizo entrar a HTC en la llamada **espiral de la muerte**, la llegada de las pérdidas operativas. En telefonía móvil, prácticamente nadie ha salido vivo de dicha espiral.

En los últimos meses, por suerte, su situación ha mejorado. El último trimestre de 2014 dejó unas ganancias de 15.9 millones de dólares de un total de 1.500 La catástrofe económica de HTC en los dos últimos años ha tenido una respuesta: ir más allá del móvil.de ingresos. Peter Chou, CEO de la compañía, habló de una nueva estrategia en torno a **una gama de productos para un estilo de vida móvil**, lo cual, leído un poco entre líneas, da pie a pensar en bastante más que simplemente smartphones.

La primera bala fue HTC Re, una cámara que a priori podemos pensar que quiere competir con la GoPro, pero que está enfocada mucho más al *lifestyle* que al deporte extremo y la acción. HTC ya prometió **dispositivos relacionados con la salud conectados, así como con el fitness**, y de ahí salió la alianza con Under Armour.

Así es como cerró HTC 2014. Con promesas de cambio y una primera muestra. Bueno, y también… con…

Ok, el HTC One M9 es, sobre todo, continuista. Pero HTC ha ido mucho más allá. Por un lado, [**Re Vive** y su alianza con Valve](http://hipertextual.com/2015/03/htc-re-vive-valve) para lanzar contenidos de Steam, así como de HBO, Google, etc.

Por otro lado, [**HTC Grip**](http://hipertextual.com/2015/03/htc-grip), la pulsera cuantificadora fruto del *partnership* con Under Armour (para quien no la conozca, una de las marcas de ropa deportiva que más está triunfando).

**La HTC que conocimos**, la que llegó a ser fabricante líder en Estados Unidos en 2011, pionera de Android y lo más parecido al iPhone con la plataforma de Google, **no va a volver**.

HTC ya no es un fabricante de móviles, ahora entra en entretenimiento, salud y fitness.

No lo va a hacer por su propia salud. Están haciendo una apuesta seria por abrir su espectro e ir más allá. La presentación de ayer en el MWC 2015 fue una buena piedra de toque, un primer paso. ¿Será suficiente? No tengo ni idea, pero ojalá la fórmula les salga bien.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.