El pasado mes de enero surgió una noticia que sorprendió a muchos: Google estaría firmando acuerdos con dos operadoras estadounidenses para convertirse en una Operadora Móvil Virtual, comenzando de forma local y luego expandiéndose. Desde entonces, no hemos sabido nada más de este misterioso acuerdo hasta hoy, y es que el Wall Street Journal ha dado a conocer una condición que limitará muchísimo la base de usuarios de Google como operadora: sólo podrás usar su red a través de un Nexus 6.

Con las históricas pobres ventas de los Nexus, esta elección es, simplemente, extraña.

Esta noticia sorprende por la elección del terminal para el uso de su red: el Nexus 6, un terminal de 650 dólares o euros en su modelo más básico y cuyos números de ventas, aún sin conocerlos, suponemos que no llegan a las cifras de Samsung, Sony o LG. Si Google quería generar una base importante de usuarios para su operadora nada más comenzar, debería haber elegido otro smartphone más popular, incluso recurrir a la competencia, aunque todo esto puede tratarse simplemente de un experimento para controlar la calidad y el uso de la red.

Lo que está claro es que los planes de Google son muy ambiciosos: en palabras del propio Sundar Pichai, Google busca convertirse en una parte indispensable en las telecomunicaciones trabajando conjuntamente con operadoras, y el propio Wall Street Journal afirma que esta red podría llegar para finales de marzo (aunque se esperan retrasos en su llegada). Veremos si este nuevo experimento tiene más éxito, o simplemente se convierte en un anécdota como Google Fiber el cual, a pesar de su velocidad y calidad de red, tiene una presencia meramente anecdótica en EEUU.