El pasado 12 de marzo, Eyefi anunció la salida al mercado de su nueva tarjeta SD, la Eyefi Mobi Pro de 32GB. El soporte de almacenamiento, no solo es de **mayor capacidad** que los anteriormente mostrados por la compañía, sino que también permite usar **Wi-Fi** para transferir archivos en **formato RAW**, así como realizar un **envío selectivo**.

Aunque anteriormente ya se contaba con tarjetas de 8GB y 16GB, éstas no contaban con algunas funciones que son de vital importancia para cualquier fotógrafo. Asimismo, la tarjeta Eyefi Mobi Pro de 32GB incorpora **un año gratuito en Eyefi Cloud**, un servicio en la nube donde podremos alojar fotografías de forma ilimitada.

Sin embargo, muchas tarjetas con funciones Wi-Fi están empezando a **carecer de sentido**, ya que, cada vez son más las cámaras que, de modo interno, ya incorporan funciones para poder transferir las imágenes. No obstante, no suelen permitir la transferencia de archivos RAW ni una experiencia tan completa.

Durante varios días hemos probado la experiencia que nos ofrece, no solo un tarjeta Eyefi Mobi Pro de 32GB, sino también cómo se integran sus funciones con Eye Cloud. Veamos cómo de justificada podría estar su compra.

## Configuración inicial
Antes de adquirir una tarjeta con estas características, lo primero que tenemos que comprobar es si nuestra cámara es compatible con ella. Aunque existe un gran número de modelos compatibles, si nuestro dispositivo es muy antiguo quizá no lo sea. De entrada, nos encontramos 3 elementos en la caja:

– Una tarjeta Eyefi Mobi Pro de 32GB.
– Lector USB de tarjetas SD.
– Una tarjeta para un año gratuito de Eyefi Cloud (posteriormente por 44,99 €/ año).

Los primeros pasos a seguir son bastante sencillos:

– Instalar las aplicaciones de Eye Mobi
– Iniciar alguna aplicación e incluir el **código de activación**.
– Insertar la SD en nuestra cámara.
– Registrarnos en Eye Cloud para subir aquellas fotos que deseemos en la nube.

Tras eso, lo único que tenemos que hacer es empezar a hacer fotos y éstas, automáticamente, se traspasaran a aquellos lugares donde tengamos instaladas las apps, ya sea smartphone, tablet o PC. Sin embargo, los usuarios de **Windows Phone** aplicación dedicada para su sistema operativo, por lo que se quedarían sin poder recibir las imágenes en él.

## Experiencia de uso

Lo primero que podemos pensar es que la transferencia de archivos puede terminar mermando los datos de nuestra tarifa, pero no es así. La propia tarjeta Eyefi Mobi Pro tiene integrada la capacidad de emitir Wi-Fi, red a la que los dispositivos asociados **automáticamente se conectarán para recibir las imágenes**.

El problema de ello es que si, por ejemplo, tenemos un ordenador, éste estará continuamente conectándose y desconectándose de esa red para importar los archivos. Así, no sería viable navegar por internet mientras utilizamos la tarjeta Eyefi.

Existe la posibilidad de conectar la tarjeta a una red local

Sin embargo, existe la posibilidad de **conectar la tarjeta a una red local** para que, a través de ella, se puedan enviar las diferentes fotografías que hagamos con nuestra cámara.

**El tiempo de transferencia** variará en función de varios factores, que por lo general serán el tipo de conexión y el tamaño del archivo que intentamos transferir. Como es obvio, la duración del proceso no será la misma al importar un RAW de 25MB que un JPEG de 7MB.

Aun así, también existen algunos problemas. En ocasiones, al menos en mi caso, **la sincronización no ha sido totalmente satisfactoria**, sufriendo algunos cortes durante el proceso de transferencia, o simplemente **demasiado retardo** para iniciar el envío y recepción de una nueva imagen.

## Eye Cloud

Además de la propia tarjeta SD, el servicio de Eyefi también está pensado para ser utilizado con Eye Cloud, que como hemos mencionado con anterioridad, permite el alojamiento ilimitado de nuestras imágenes en la nube. Así, es cómo se pretende **unificar los archivos entre diferentes dispostivos**.

Mediante la aplicación de escritorio se puede habilitar una opción para cargar fotos en Eye Cloud cada vez que se transfiera una imagen desde la tarjeta, o por el contrario, elegir únicamente el contenido de una carpeta específica que deseamos subir a internet.

La web de Eye Cloud **es sencilla, pero suficiente**. Puede mostrar previsualizaciones de imágenes RAW, pequeñas tareas de edición (recortar y girar), o copiar su enlace para compartirlo con alguien que podrá descargarla con toda su información.

## Conclusiones
Aunque la web marca que el precio de la tarjeta **Eyefi Mobi Pro** es de 67,99€, no se incluyen impuestos ni el transporte, por lo que **su importe final rondaría los 100€**. Por otro lado, el coste de una tarjeta SD (sin Wi-Fi) con las mismas características suele situarse en torno a los 20€.

Por otro lado, para sustituir a Eye Cloud también encontramos servicios mucho más económicos como Cloud Drive de **Amazon**, o Creative Cloud de **Adobe**, que además nos asegura tener las últimas actualizaciones de **Photoshop** y **Lightroom**.

La gran pregunta es: **¿necesitamos transferencia Wi-Fi desde la SD?** En función de nuestras necesidades será afirmativa o negativa. Aun así, debemos tener en cuenta que, para trasferir las imágenes a un ordenador, éste debe estar cerca para conectarse a su red (si no utilizamos Eye Cloud), por lo que tenemos que valorar hasta qué punto necesitamos tener inmediatamente la imagen, y no optar por simplemente conectar la SD a un lector de tarjetas.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.