Estamos en un momento dulce de cara a inversiones enfocadas al coche eléctrico. Por un lado multitud de nuevas empresas están investigando con nuevos compuestos para realizar mejores baterías que permitan disfrutar de más kilómetros sin parar a recargar, y por otro lado tenemos a las Administraciones Públicas que, en algunos países como Reino Unido, están comenzando a estudiar la posibilidad de electrificar carreteras para que los coches eléctricos puedan recargarse parcialmente mientras circulan. **¿Tiene sentido invertir en estos dos casos o solo en uno?**

## Electrificar carreteras es como poner una tirita a una herida muy profunda

La **carga por inducción** es interesante para puntos de recarga estáticos, como los que podemos encontrar en aparcamientos o en zonas residenciales. Es muy cómodo no tener que enchufar el coche, desenchufarlo, guardar el cable, sacar el cable… en serio, es muy engorroso, y la inducción soluciona este problema, pero no quiero carreteras que puedan cargar mi coche, y os cuento los dos principales motivos.

Lo primero es el **coste**, muy elevado y es que solo Reino Unido ha mandado crear un informe para evaluar si es útil electrificar carreteras. No hay ningún experto que pueda afirmar el precio por kilómetro de transformar el enjambre de carreteras que tienen todos los países, y solo ese hecho debe hacerte pensar que no será una vía barata.

La solución no puede ser convertir las carreteras en vías de tren para coches.

Lo segundo es que **o electrificas todas carreteras o no servirá de nada**. ¿Vas a detenerte en medio del arcén para cargar el coche porque cogerás un desvío hacia una carretera que no está electrificada? Reconocerme que no tiene sentido. Además, pensando en la salud no me gustaría estar circulando por unos campos electromagnéticos tan fuertes durante tanto tiempo.

Es por estos dos motivos por los que no confío en que electrificar carreteras sea útil, es como ponerle una tirita a una herida muy profunda. ¿No es mejor unir fuerzas y mejorar al coche eléctrico?

**Conseguir más autonomía en un coche eléctrico para eliminar el miedo a quedarse tirado** es sencillo, está mucho más avanzado y es el paso lógico. Cuando los coches eléctricos compactos puedan circular 400-500 kilómetros sin necesidad de parar 4 o 5 veces durante horas para cargarlo, el problema se habrá solucionado, y para eso nos quedan solo 5 años.

¿Qué son 5 años en materia de evolución tecnológica? Una eternidad, así que confiemos en el trabajo de cientos de empresas destinadas a encontrar ese material, configuración… que permita tener un coche eléctrico decente, y no lo que tenemos ahora, parches para comenzar a plantearnos que el combustible fósil ya no es rentable, ya no es interesante y se ha quedado en el pasado. Pero por favor, **no electrifiquemos carreteras, mejoremos al coche eléctrico.**

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.