Como hemos visto hace poco, Pushbullet es una aplicación que se ha convertido en esencial en todas las plataformas en las que se encuentra. Desde hace mucho tiempo permitía responder y enviar mensajes SMS, pero en el caso de otros como WhatsApp, Hangouts, LINE o Telegram no era posible, por lo que teníamos que contentarnos con las notificaciones. La manera de saltárselo era algo complicada, porque requería acceso Root en Android, como ya vimos. También vimos que con AirDroid podía hacerse, pero la solución era poco práctica, porque al final se trataba de hacer mirroring de la pantalla del móvil.

Hoy, por fin, Pushbullet ha anunciado en su blog corporativo que ya es posible responder a mensajes que recibamos en nuestros ordenadores, con la app de escritorio o con la extensión presente en los navegadores, siempre que también tengamos la aplicación instalada en nuestro móvil. La pega es que de momento sólo se encuentra disponible en terminales que se encuentren en, al menos, Android 4.4 Kit Kat, que sumando a los de Lollipop son algo bajos aún si comparamos con Jelly Bean (4.1, 4.2 y 4.3).

Pese a que celebro esta actualización, sí que estoy de acuerdo en que quizás llega un poco tarde, pues con el lanzamiento de WhatsApp Web muchos usuarios se preguntarán acerca de la utilidad de tener los dos servicios activos. En mi caso, esta solución de Pushbullet la considero bastante buena, ya que tiene como ventajas que se puede utilizar desde la app de escritorio, no obliga a tener Chrome, y además, tiene un funcionamiento más fluido. Soy usuario de alternativas como Telegram o LINE, que cuentan con buenos clientes oficiales en OS X y en Windows, y la experiencia dista mucho, en sentido positivo, del parche que ha acabado siendo WhatsApp Web.