12 años han pasado desde que se perdiese todo contacto con la sonda espacial Beagle 2 de la ESA en Marte, planeta en el que debería haber aterrizado en 2003 sino hubiese desaparecido. ¿Lo más interesante de todo? Lo científicos de la NASA han localizado esta pequeña sonda espacial en algún punto remoto de Marte. Beagle 2 era transportada por la misión Mars Express, lanzada el 2 de junio de 2003, y de la que se separó el 19 de diciembre de ese mismo año. Tras intentar en numerosas ocasiones de localizarla, la sonda fue dada por perdida en febrero de 2004.

La última señal del Beagle 2 sugirió que se había separado de forma segura desde el orbitador y se dirigía a su lugar de aterrizaje en Isidis Planitia cerca del ecuador de Marte. El módulo de aterrizaje se suponía que debía anunciar su llegada con una señal de llamada de nueve tonos compuesta por la banda británica Blur, pero al final los científicos de la ESA escucharon solo silencio. Hasta ahora.

Gracias al programa Mars Reconnaissance Orbiter de la NASA, que tiene como fin examinar zonas de aterrizaje potenciales para futuras misiones en la superficie, se la localizado la Beagle 2 escaneando y buscando entre centenares de fotos en alta resolución tomadas por el Mars Reconnaissance Orbiter, algo que es como buscar una aguja en un pajar, y más si tenemos en cuenta que totalmente desplegada mide tan solo 2 metros. Una tarea casi imposible:

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.