Malas noticias para Uber en España, que tras su suspensión cautelar hace apenas unas semanas, el juzgado de lo Mercantil Número 2 de Madrid ha ordenado el cierre con carácter inmediato del sitio web de Uber, al estimar que pese a la suspensión cautelar seguía realizando actividad, y que por tanto, las practicas desleales se seguían realizando.

En este sentido, parece que lo más graves que además del cierre de la web, el juez también ha ordenado la suspensión de las transmisiones de datos, su alojamiento y acceso de Uber y su plataforma a la red, así como cualquier otro servicio que intermedie en la actividad de la compañía.

Junto al cierre de la web el juez solicita la suspensión del acceso de Uber y su plataforma a la redEl Auto, con fecha de 9 de diciembre, responde a la petición de la asociación del Taxi sobre medidas cautelares por competencia desleal. En él, el juez estima que dada la inexistencia de los permisos administrativos por parte de Uber, no solo la actividad es desleal, si no que la propia infracción por la inexistencia de permisos en el sí misma desleal.

Con ello, poco camino de queda de Uber después de esta suspensión, puesto que ahora mismo, y con carácter inmediato, toda su infraestructura online, que es casi la totalidad del servicio, queda suspendida, dejando al servicio sin su principal baza: el acceso a vehículos con conductor desde el móvil de forma online.

De momento, a Uber solo le queda apelar a instancia superior, pero dada la orden a los operadores de servicios online y operadoras para que le corten el grifo a la compañía, poco se puede hacer. La justicia española acaba de matar definitivamente a Uber, y esta vez la única culpable es la propia compañía, que ha intentando cambiar la ley en vez de adecuarse y adaptarse para operar en Europa.

Actualización: Las operadoras ya han empezado a bloquear el acceso de la app de Uber a la red, pero según parece es a nivel de DNS por lo que es fácilmente solventable por cualquier usuario con mínimos conocimientos: