Philips acaba de anunciar un monitor de 40″ con resolución 4K. Sí… has leído bien, es enorme, y pese a ese tamaño está categorizado como un monitor, no como una televisión debido a sus características y conexiones. Dentro de esta gigantesca pantalla tenemos un panel VA, del que hablaremos más tarde, además de todas las funciones que consideramos hoy en día obligatorias en un monitor.

## ¿40 pulgadas para un monitor?

Aunque el tamaño del BDM4065UC pueda parecer surrealista, es en verdad una gran idea: al tener una resolución tan alta (3840 x 2160 pixels) adquiere, pese a su enorme tamaño, una densidad de pixeles cercana a los monitores QHD de 27″, por lo que podrás sentarte igual de cerca que en tu antiguo monitor sin dañar tu vista o ver los pixels. Y es que estas resoluciones tan altas brindan muchas posibilidades y muchos usuarios preferirán ver mucho contenido a un tamaño adecuado que reescalado (algo obligatorio a 4K y un tamaño menor de pantalla).

El panel VA del BDM4065UC ofrece un gran contraste y negros profundos, pero tiempos de respuesta altosEl monitor de 40″ cuenta con el citado ya, panel VA. Este tipo de paneles ofrece buenos ángulos de visión, unos negros más profundos que los IPS o TN y un mejor contraste debido a que en estas pantallas, los cristales líquidos se colocan de forma paralela a los paneles de vídeo de forma que estos cristales estén mucho más cerca unos de otros. Como consecuencia se logra mitigar casi a la perfección cualquier fuga de luz — algo habitual en los monitores TN e IPS — con la consecuente mejora de calidad de imagen. Pero claro, hay un problema: esta manera de fabricar y diseñar el panel deriva en tiempos de respuesta bastante elevados debido al minúsculo espacio que hay entre los cristales.

Para un monitor de este comedido precio, lo habitual es encontrar un panel TN que, aunque ofrecen buenos tiempos de respuesta tienen una reproducción de color, contraste y ángulos de visión bastante malos. Son ideales para gamers, no para usuarios profesionales de fotografía o vídeo, donde los paneles IPS son los mejores. Los paneles VA son muy buenos para un uso general, donde el ghosting no es mayor problema o no necesitamos una fidelidad increíble. Para la mayoría de usuarios un panel VA es una buena elección.

El monitor de 40″ de resolución 4K dispone de 60Hz de velocidad de refresco, un brillo de 300cd/m2 y un contraste estático de 5000:1 (que es muy bueno). Los ángulos de visión son de 176 grados, aunque al ser panel VA me gustaría comprobar si sufre cambios de color. Indica un tiempo de respuesta gris a gris de 3ms con SmartResponse (debe ser el modo gamer) activado y 8.5 ms sin él. Cuenta con DisplayPort, Mini DisplayPort, y 2 puertos HDMI, así como 4 puertos a modo de dock USB 3.0. Los puertos HDMI son 1.4, por lo que sólo soportarán 4K a 30 Hz (las películas están a 24 fps así que no hay problema con ese contenido), afortunadamente el DisplayPort 1.2 sí soporta 4K a 60 Hz.

Sin haberlo probado todavía, el BDM4065UC me parece cuanto menos prometedor: no es adecuado para jugar al carecer de G-Sync o FreeSync, pero, debido a su panel VA y su gran tamaño, que te permitirá no tener que escalar el contenido debido a la gran resolución, creo que será una gran opción a los 699 euros de precio recomendado de salida si no acarrea fallos serios.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.