Ciencia

El mito de necesitar ocho horas de sueño

Por 20/11/14 - 17:57

¿Realmente es necesario dormir ocho horas? ¿Y si con 5 es suficiente? Atento a las conclusiones de los estudios: dormir menos es todavía mejor que hacerlo en exceso. Hay que desmitificar las horas de sueño necesarias y los expertos establecen que hay que dormir lo que pida el cuerpo. Ni más, ni menos.

  • "Oye, y tú ¿a qué hora te acuestas?"
  • "mmmh, sobre la 1h más o menos"
  • "¿y a qué hora te levantas?"
  • (...)
  • "a las 6h30" (dicho casi con culpabilidad)

Sí, los que dormimos poco lo pasamos mal a la hora de justificar el tiempo que pasamos en horizontal. Es como el que está haciendo algo mal e intenta por todos los medios evitar hablar sobre el asunto. "Pero ¡si casi no duermes! ¡Vas a ponerte enfermo!", son parte de las reprimendas a voz en grito que tenemos que soportar. Y no vale la pena explicar que para nosotros, con 5 o 6 horas es más que suficiente para estar al día siguiente operativo, o que de hecho, el fin de semana, nos cuesta Dios y ayuda aguantar en la cama hasta la ocho.

Y claro, esa presión social hace que nuestro estrés se dispare: nos sentimos mal, y comenzamos a pensar que estamos enfermando. Es posible que algunas noches incluso durmamos menos o bien nos desvelemos en horas antes del amanecer sin más motivo. Al día siguiente estamos bien, tal vez un poco más somnolientos a primera hora pero podemos funcionar a la perfección sin notar nada en especial. De hecho, lo que realmente estresa a los que duermen poco es la idea de estar perjudicando su cuerpo. Pero... ¿hay una base científica para ello?

Man Trying to Sleep

Dormir lo que pida el cuerpo

Si eres uno de estos noctámbulos, te tranquilizará saber que no, no hay una cantidad mínima a de horas de sueño bajo la cual tu cuerpo se resienta. Las ochos horas en los brazos de Morfeo no son en realidad, más que un mito, una cifra orientativa que de la noche a la mañana se ha convertido en una regla convencional que nos tiraniza. Y si la búsqueda de las preciadas ocho horas te ha hecho caer en manos de los tranquilizantes y ansiolíticos, puedes ir dejando de tomar pastillas: será tu cuerpo quien indique cuál es la cantidad de sueño ideal para él.

En este caso, el dicho de "dormir lo que te pida el cuerpo" es más literal que nunca: para unos serán 9 horas, otros con 5 basta, e incluso habrá quienes necesiten todavía menos. Y no lo decimos nosotros, sino las conclusiones del mayor estudio llevado a cabo sobre el asunto. Han sido más de un millón los que han participado en el mismo para concluir que, siéntate bien, dormir entre 5 y 6 horas es todavía mejor que hacerlo ocho.

Junge Frau mit Schlafproblemen

Pasarse durmiendo sí que es malo

Pero por si todavía no te hemos terminado de convencer, espera a lo siguiente que esta noche sí que vas a dormir tranquilo: los expertos han averiguado que forzar las horas de sueño y dormir más de lo que necesitamos es perjudicial para nuestra salud. Diabetes, obesidad y enfermedades cardiacas arrojan una elevada correlación con el exceso de horas de sueño, con lo que hay que tener en cuenta este dato. Al final, la naturaleza es sabia, y pedirá al cuerpo las horas necesarias de sueño. Ni una más.

Claro que otro asunto bien diferente es que uno no pueda dormir por preocupaciones, estrés o disgustos personales o profesionales, y en ese caso si convendría recurrir a inductores del sueño temporalmente. En cualquier caso, los estudios también han demostrado que los insomnes no gozan de una mala salud, y de hecho, las muertes por la toma de somníferos son mucho más elevadas que las derivadas de una u otra manera por pocas horas de sueño. Y para terminar con esta defensa de los que dormimos poco, recordar otro contundente dato del mega estudio que hemos citado: los que duermen entre 6 y 7 horas a diario, tienen una tasa de mortalidad inferior que los que lo hacen ocho. ¿Convencido?

Puedes comentar sobre este y otros temas en nuestra comunidad

comentar

Usamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia. Si sigues navegando estás aceptando nuestra política de cookies