La BBC ha publicado recientemente unas declaraciones de David Davies en donde revela cómo fue la experiencia de ser fotógrafo en una final de F1. El autor, tuvo la oportunidad de ser partícipe en primera persona del triunfo del británico **Lewis Hamilton** la pasada semana en el Gran Premio de Abu Dabi, el cual le proclamó como campeón del mundo.

El autor señala que siempre le había apasionado la Fórmula 1, pero que sin embargo nunca había cubierto una carrera tan decisiva como esta. El hecho de ser la persona encargada de captar un momento tan único, también provoca algo de nerviosismo en el profesional encargado de ello. Pero finalmente, David consiguió unas fotos geniales que sirvieron perfectamente para ilustrar el triunfo del piloto de Mercedes.

Por ejemplo, en la foto superior el fotógrafo estuvo atento a un momento en donde Hamilton estiró su camiseta para retratar las supuestas dudas del piloto en estrechar la mano a su compañero Rosberg, una relación que ha estado inmersa en **la tensión** desde que se inició el campeonato.

Incluso durante las sesiones de entrenamiento David permanecer atento para sacar unas buenas instantáneas que le permitiesen representar la intensidad del momento. La imagen situada abajo estuvo realizada con un **gran angular** y una velocidad de 1/15, una obturación bastante lenta que permitirá al fotógrafo hacer un barrido del coche para trasmitir al espectador una gran sensación de velocidad.

Para lograr un buen resultado, el autor cuenta cómo tuvo que estar atento a muchísimos detalles, no únicamente en la carrera, sino también durante las sesiones preparatorias para la gran final. Cada momento resultaba decisivo, y cada gesto de los pilotos un indicador de su estado de ánimo, algo que David Davies ha sabido documentar con imágenes.

Pero quizás el momento más decisivo de la carrera es aquel donde el piloto se proclamó ganador. En ese instante, una gran marea de personas se abalanzan sobre el británico para felicitarle, algo que supone un gran hándicap para el fotógrafo encargado de capturar ese momento. Por esta razón, David se subió a un mirador que encontró cerca desde el cual pudo encontrar una posición favorable que le permitiese obtener la imagen del piloto siendo abrazado por su familia. Un momento tan decisivo como conmovedor, que gracias a David Davies quedará **inmortalizado para siempre**.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.