Si eres estudiante del tipo que seas (primaria, secundaria, bachillerato, universidad...) o incluso si ya estás trabajando, a estas alturas debes estar acostumbrado a utilizar impresoras, ya sean propias o de la copistería más cercana. Siempre quieres que tus apuntes o la documentación que necesitas para el trabajo se impriman de forma perfecta, y también quieres que tu impresora esté siempre ahí, vigilante, para acudir al rescate en el momento en que te haga falta una rápida impresión.

Utilizar elementos que no sean originales para tu impresora a la larga acaban saliendo caros.Dentro de la impresora, podemos encontrar muchos elementos, pero pocos dudarán del elemento que más importancia tiene son los cartuchos de tinta, ya que sin estos cartuchos, la impresora no podría imprimir nuestros documentos por muy bien que funcione. Por eso, a la hora de sustituirlo, muchas veces nos vemos tentados de comprar un cartucho de tinta no original para salir al paso y que nos salga más barato, pero esto es algo que a la larga te puede salir muy caro, hasta el punto de que tu impresora se estropeé, como vemos en la web de HP.

Y es que sustituir una pieza de tu impresora con otra que no sea la original es algo que no debería hacerse, al igual que si se te rompe la pantalla o la batería de tu smartphone, no vas a poner una que no sea original, ya que a la larga puede te repercutir de forma negativa. Y, al igual que en un smartphone la pantalla debe ser de su propia compañía, en una impresora HP un cartucho propio funcionará mejor que cualquiera de otra marca. De hecho, a la hora de cambiar el cartucho de tinta, estás cambiando el 70% del sistema de impresión, es decir, que toda la utilidad de tu impresora depende de los cartuchos de tinta.

HP dedica muchísimo tiempo y atención para asegurar un buen funcionamiento de sus cartuchos de tinta.HP no se toma esto a la ligera, y es que fabrican los cartuchos y la tinta que contienen, en los mejores laboratorios, con unas espectaculares condiciones de higiene, y esto es tremendamente importante, ya que una simple partícula de polvo en el cartucho puede ocasionar que tu impresora deje de funcionar. El I+D de HP también es impresionante, ya que para el desarrollo de cada nueva tinta invierte de 3 a 5 años de desarrollo, todo para ser extremadamente minucioso y ofrecer la mejor calidad posible.

¿Y todo esto en que se traduce? En fiabilidad, calidad de impresión y ahorro. Fiabilidad porque un cartucho de HP garantiza un 99% de fiabilidad, mientras que cartuchos no originales pueden fallar nada más abrirlos; calidad de impresión porque el sistema de HP imprime de forma precisa y evitando goteos ni obstrucciones, aportando documentos impresos que duran 50 veces más que cualquier otro; y ahorro porque un cartucho original de HP te ofrece un 50% más de páginas, por lo que no tendrás que cambiar tan a menudo de cartucho.

Como puedes ver, utilizar cartuchos de tinta originales de HP para tu impresora son todo ventajas para tus documentos y para tu bolsillo, aunque si tienes alguna duda os dejamos justo debajo esta simpática infografía de HP para ver de otra forma la importancia de utilizar cartuchos originales: