La calidad de sus pantallas siempre ha sido el punto fuerte de la mayoría de dispositivos diseñados en Cupertino. Apple fue la pionera en la adopción de las LCD IPS, la cobertura sRGB, el soporte de las paletas de color 24 bit etc. La pantalla siempre ha sido uno de los puntos centrales de las campañas de marketing de Apple, ¿son las pantallas de los nuevos iPad merecedoras de nuevos trofeos en innovación y calidad?

Gracias al laboratorio de Displaymate ya disponemos de sus resultados. Hay características innovadoras y que sentarán antecedente para las pantallas los futuros smartphones y tablets, pero también hay muchos aspectos que se podrían haber trabajado mejor en la pantalla, sobre todo, del iPad mini 3 que no ha obtenido ninguna mejora con respecto al año anterior.

No deberías elegir tu iPad por estos datos, ya que hay muchísimos aspectos igual de importantes o más que la calidad de la pantalla y ambas pantallas serán óptimas para la mayoría de usuarios. Pero en la nueva generación hay un iPad que se ha mimado mucho, el iPad Air 2, y un iPad al que no se le ha prestado suficiente atención, el iPad mini 3.

iPad Air 2

El iPad mini 3, al ser idéntico casi en su totalidad al iPad mini 2 tiene sus mismas virtudes y defectos, el iPad Air 2 en cambio, ha incorporado varias mejoras sustanciales.

Reducción de los reflejos de la pantalla

La mayor innovación y el cambio más importante de la pantalla del iPad Air 2 es su cristal laminado y su capa anti reflejos. El panel tiene un cristal mucho más delgado encima y la sensación es la de tocar y ver el contenido de la pantalla sin ningún elemento de por medio. La imagen está pintada sobre el cristal.

La pantalla totalmente laminada y su cobertura antireflejos son la gran innovación en la nueva pantallaLa cobertura antireflejos del nuevo iPad Air 2, reduce los reflejos de la luz ambiental hasta 3 veces más que en el resto de pantalla de la gama iPad y al menos 2 veces más que las mejores pantallas construidas del mercado de la competencia en Smartphone y tablets. La reducción de la incidencia de la luz directa es de un 62% en comparación a los anteriores iPad y la hace la mejor pantalla del mundo en este menester.

Si tenéis la oportunidad, sostened un smartphone cualquiera junto al iPad Air 2, ambos apagados, notaréis una gran diferencia. El iPad Air 2 lucirá un panel mucho más oscuro que el dispositivo a comparar.

La evolución de las pantallas en los iPad

Además de esta innovación tan importante, el iPad Air 2 mantiene sin grandes cambios el desempeño del panel que montaba el iPad 4. E incluso empeora el brillo máximo en un 8% en comparación al anterior iPad, debido a la obsesión de Apple por hacer sus dispositivos más finos. El cambio será inapreciable, pero demuestra lo costoso que es ensamblar una pantalla de calidad en tan poco espacio.

Fidelidad de color

Displaymate midió una cobertura del 107% del espectro sRGB, con gammas casi perfectos muy cercanos al estándar 2.2 y una temperatura de color dentro de lo correcto (7,086K)

Brillo, rendimiento de la pantalla en alta luz ambiental y ángulos de visión

La mayoría de nuestros dispositivos móviles son usados a menudo bajo la luz solar, algo que reduce la calidad de la imagen drásticamente. Para que una pantalla se vea lo mejor posible bajo una alta luz ambiental necesita la combinación de dos parámetros:

  • Alto brillo
  • Que tenga poca reflectancia

El iPad Air 2 posee estas dos características. Tiene el menor índice de reflectancia del mercado, gracias a la película anti reflejos y el cristal montado sin aire de por medio. Gracias a esto, el iPad Air 2 tiene un rating de contraste bajo alta luz ambiental de 166, el máximo medido nunca en su laboratorio.

Hace años que para Apple no es un problema los ángulos de visión de sus dispositivos, pero el iPad Air 2 sigue sin estar al nivel de los nuevos iPhone 6 y iPhone 6 Plus debido a sus pixeles de doble dominio.

Aún así, son LCD IPS muy buenas, y nadie debería tener problemas con los ángulos de visión salvo ligeras degradaciones de color perceptibles en todos los dispositivos del mercado salvo los nuevos iPhone.

EL iPad Air 2 es una gran pantalla junto a una gran innovación

A veces los números no lo son todo, y hacen falta cambios más innovadores y drásticos que aumentar el brillo de los paneles. Apple ha tomado de nuevo este camino. La forma de ensamblar la pantalla y su capa antireflejos deben ser el estándar de los gama alta del próximo año.

No sólo se aumenta el contraste bajo alta luz, el panel luce negros mucho más oscuros y la reducción del cristal y el aire de por medio da la sensación de tocar el contenido, no un cristal.

Las pantallas del Note 4 y del iPhone 6 son casi perfectas, y en mí día a día siempre que enciendo el iPhone 6 quedó entusiasmado por la calidad de imagen que otorga. Lo bueno es que los fabricantes mejoran exponencialmente cada año, y ya estoy impaciente por que Apple y Samsung adopten esta nueva innovación a sus pantallas. La pantalla del iPad Air 2 y la del iPhone 6 son muy buenas, pero cada una tiene un elemento distintivo que espero adopten la una de la otra el próximo año.

Nuestro smartphone y nuestra tablet tienden a ser una pantalla que nos abra la puerta al mundo de Internet, por eso todo avance por mejorar su calidad de imagen está justificado y es normal que sea el mayor foco de los fabricantes.

Innovaciones así venden menos que la resolución 1440p, pero son avances mucho más beneficiosos que mejoran mucho la experiencia de usuario.

En el resto de apartados se mantiene como una de las mejores LCD del mercado, por lo que usar el iPad Air 2 en cualquier situación lumínica deberías darnos una experiencia más que correcta.

¿Qué pasó con el iPad mini 3?

No pasó nada. Ese es el problema. El año pasado salió al mercado el iPad mini 2, el iPad mini Retina, que era un iPad mucho más manejable y con un precio más comedido sin recortar ninguna especificación. No era un iPad peor, era un iPad más pequeño.

Así todo la pantalla era algo peor que la del iPad Air, y aunque no fuera un motivo para no comprarlo ya que la mayoría de usuarios estarán encantados igualmente, para los fotógrafos y usuarios más exigentes su gamma y su cobertura sRGB era insuficiente.

El problema es agravado este año, donde el iPad Air 2 no sólo ha sido mejorado en todos los aspectos sino que ha sido rediseñado y ha sido uno de los mejores gadgets del año sin lugar a dudas en el apartado de hardware.

Comprendo que Apple quiera separar el iPad mini y el iPad Air, pero creo que ésta no ha sido la mejor forma de hacerlo. Me hubiese gustado ver las mejoras del iPad Air 2 en el iPad mini. Al menos en pantalla. El próximo año será.

Lo que debemos concluir es que a veces las pantallas no son mejores por tener más brillo, más contraste o más porcentaje de cobertura. La verdadera innovación no conoce de números, sino de mejorar lo que no parecía que se pudiera mejorar.