Ford está desarrollando la mayor instalación solar de Michigan para poder crear un parking con 360 plazas cubiertas entre las que se encontrarán 30 plazas para la carga de vehículos eléctricos. Su ubicación será en Dearbon, la sede mundial de la compañía del óvalo azul.

Este enorme proyecto está financiado por DTE Energy y proporcionará a los empleados de Ford nuevas plazas de aparcamiento adaptadas a las necesidades de los vehículos que conducirán los próximos años. La capacidad de generación de energía que tendrá esta estación de recarga solar será de 1.038 megavatios de electricidad, suficiente para alimentar 158 hogares de tamaño medio.

La construcción está programada para comenzar en septiembre y se completará a principios de 2015.

El proyecto ideado por Ford se convertirá en el segundo mayor del Medio Oeste y el más importante en el estado de Michigan. El principal objetivo de Ford es ahorrarse una gran cantidad de dinero en materia de energía y es que, no solo podrán alimentar hasta 30 coches eléctricos, sino que parte de las oficinas recibirán esta energía. En materia de emisiones, este panel solar ahorrará unas 794 toneladas métricas de emisiones de dióxido de carbono al año.

El matrimonio entre Ford y DTE Energy data de 2010, un año en el que ambas compañías se unieron para crear un sistema de paneles de energía solar de 500 kilovatios situada en la planta que tiene Ford en Wayne, Michigan. Con esta energía se construyen gran parte de los modelos eléctricos o híbridos que distribuye la compañía por todo el mundo como el Focus eléctrico, el C-MAX Hybrid y el C-MAX Energi.

Esta es la segunda colaboración entre Ford y DTE Energy en los últimos años.

Este tipo de instalaciones sirven como un experimento a gran escala que podría trasladarse a centros comerciales o grandes avenidas, por ejemplo. Imagina que en todos los centros comerciales pudieras cargar tu coche en 30 minutos gracias a la energía solar por un coste muy reducido. Además, la energía que no se use la podría aprovechar el centro comercial en costear la instalación de estas estaciones de energía solar.

Por el momento Ford se centra en diseñar este tipo de proyectos enfocados a mejorar la vida de sus empleados, tanto en el trabajo como en sus comunidades, pero dar por seguro que en pocos años veremos este tipo de estaciones de recarga distribuidas a lo largo y ancho de los países que verdaderamente apuesten por la movilidad eléctrica como futuro, como alternativa para el vehículo de combustión.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.