Las placas de desarrollo como la Raspberry Pi han sido un factor importante para que se creen diversos proyectos que hasta el día de hoy son como una especie de «hazlo tu mismo» pero no pasa de ahí, quizá sea por que el hardware es muy básico, Microsoft ha decidido entrar al concepto del internet de las cosas y también ha apostando por una placa de desarrollo mucho más costosa pero con un mejor hardware que el que tienen la mayoría.

La placa es costosa, llega hasta los $300 dólares y quizá no sea posible justificar su precio ya que es mucho mayor que el de otras opciones, sin embargo hay que recalcar que el hardware que lleva es mucho más potente, es una placa que tiene lo necesario para correr Windows 8.1 pero también es compatible con Android y lleva el mismo concepto de interfaces como GPIO, I2C, I2S, UART, SDIO, USB o MIPI para conectar pantallas, cámaras y más objetos.

Especificaciones técnicas de la Sharks Cove

  • Procesador: Intel ATOM Z3735G , 2M Cache, Quad Core, 1.33GHz
  • Gráficos: Intel HD
  • Memoria RAM: 1GB DDR3L
  • Almacenamiento: 16GB EMMC (es expandible)
  • Display: HDMI y MIPI
  • Audio: Codec Realtek ALC5640, entrada jack 3.5mm y salidas para altavoces y micrófono
  • Conectividad: Puerto Ethernet únicamente

Microsoft ha colocado un documento en PDF con un análisis a detalle de todo el hardware por si estás interesado en trabajar con la plataforma y la placa Sharks Cove.

Precio y disponibilidad

La placa ya se puede pre-ordenar por $199 dólares y la fecha de entrega estaba puesta para el 28 de julio así que posiblemente tengas la suerte de recibir la tuya de una forma inmediata si es que estás interesado en trabajar con la plataforma de Microsoft. El precio es casi imposible de justificar ya que las otras opciones no llegan a los $100 dólares, sin embargo parece ser interesante ver proyectos basados en Windows para objetos conectados en diversos ámbitos, no solo en el hogar.

Participa en la conversación

1 comentario

Participa en la conversación, deja tu comentario