El Internet de las cosas será el nuevo campo de batalla, además de los wearables, de las compañías de electrónica de consumo. Google ya tiene su arma, Nest, Apple tiene la suya, HomeKit y Samsung podría tener SmartThings, según informan desde Tech Crunch. El gigante koreano estaría más que interesado en comprar la compañía por 200 millones de dólares.

SmartThings empezó con una campaña en Kickstarter en 2012 La compañía se ha especializado en la producción de aparatos para conectar el hogar a internet y así poder controlarlos desde un smartphone. Su trayectoria ha sido meteórica ya que, después de empezar como un proyecto en Kickstarter donde consiguió superar con creces su meta de financiación, ha conseguido centrar el interés del sector no especializado y levantar hasta 15 millones de dólares de diferentes inversores lo cual la posicionaría en un muy buen lugar dentro de las empresas dedicadas a la domótica de consumo.

El movimiento de Samsung por hacerse con SmartThings se entendería como una apuesta por la convergencia del hogar hiperconectado en un único dispositivo: el móvil. Y ahí es donde la empresa surcoreana tendría una posición de poder ya que, a día de hoy, es el mayor fabricante de terminales del mundo. Además, los preocupantes resultados financieros del último trimestre estarían acelerando esta decisión para dotar de un valor añadido real a los teléfonos de la compañía.

De concretarse esta operación el escenario resultante vería a tres competidores con soluciones diferenciadas y, en principio, incompatibles entre ellas. A pesar de que la industria ha estado luchando por establecer un standard, puede que resulte algo complicado llegar a un entendimiento si, tal y como apuntan algunas informaciones, el mercado del "Internet of Things" estaría valorado en 1.9 billones de dólares en 2020, según Zdnet.