Cuando hablamos de tecnología aplicada en el vehículo siempre acabamos en sistemas complicados, táctiles, sin botones físicos, y que requieren un periodo de aprendizaje que en ocasiones es muy elevado. Muchos fabricantes, tras haber incorporado complejos sistemas multimedia, sensores y automatizaciones de algunas funciones, se han dado cuenta que es tan importante ser funcionales y amigables como punteros en materia de tecnología. Ahora piensa en aquellas personas que tienen una discapacidad y que a lo mejor no pueden manejar correctamente estos nuevos sistemas.

Ford lleva trabajando con Fundación ONCE desde 1999.

El Plan Adapta de Ford está pensado para facilitar el acceso a los vehículos a personas que tengan algún tipo de discapacidad y por ello, para concienciar y comunicar las bondades de su plan, inició hace unos meses un Tour que recorrerá hasta 15 ciudades. El objetivo es mostrar las novedosas tecnologías que incluyen los vehículos de la marca pero también enseñar a estas personas que pueden comprarse un coche totalmente adaptado y personalizado en función de sus necesidades.

Estos vehículos son totalmente personalizables y además, pueden incorporar los últimos avances en materia de tecnología realizados por Ford como el aparcamiento asistido, asistente de ayuda para arranque en pendiente, reconocimiento de señales, de voz, detección de obstáculos o SYNC.

Entre la gama de vehículos del Plan Adapta de Ford se encuentran:

  • Ford B Max, que cuenta con asientos giratorios gracias a la ausencia de pilar central (integrado en las puertas), con mandos en el volante y con cambio automático.
  • Ford C Max de David Rivas, una adaptación a medida con la que se ha integrado, por las necesidades del cliente, un joystick, pomo en el volante y tecnologías aeronáuticas.
  • Ford Transit, un vehículo ideal para trasladar hasta 9 personas que incluye una rampa elevadora trasera y un peldaño lateral para facilitar el acceso
  • Ford Grand C-MAx, gracias a sus puertas laterales correderas y la apertura eléctrica del portón son la mejor combinación del asiento Turny, que facilita la entrada y salida de ocupantes. Este asiento se desplaza hasta el exterior mediante un brazo que permite el giro. Los usuarios de sillas podrán pasar de uno a otro con toda facilidad.
  • Ford Connect, que incluye una rampa de fácil manejo y anclajes para una silla de ruedas.
  • Ford Transit Custom, al igual que el Connect, incluye una rampa de fácil acceso para sillas de ruedas pero su capacidad de transporte es mayor.

Uno de los objetivos de Ford es que estos vehículos puedan ser probados antes de comprarlos, algo que no suele ocurrir y Ford es pionera en ello. Además, el paquete de modificaciones que ofrece Ford para estos vehículos cubren las necesidades del 80% de las personas con discapacidad que tienen autorización para conducir.

Probar antes de comprar, uno de los objetivos de Ford.

Pero en Ford han decidido que no se van a quedar solamente en el proceso de compra, sino que, atendiendo a las necesidades de estos usuarios, crearon una extensión de garantía que incluye un servicio gratuito de cinco años de ayuda y asesoramiento para facilitar el acceso al mercado laboral, asistencia ante un problema médico, información de becas, ofertas de empleo... y un largo etcétera.

El Plan Adapta de Ford comenzó su andadura el pasado 22 de enero tras la firma del acuerdo de colaboración entre Ford España, su Red de Concesionarios y la Fundación ONCE, y ya ha recorrido 11 ciudades españolas.

Con todo esto, en Ford han dado un pequeño golpe sobre la mesa transformando los vehículos pensados para personas con alguna discapacidad en modelos que pueden incluir dotación en materia de tecnología como lo haría un vehículo convencional de la marca del óvalo azul.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.