Cuando se anunció Mario Kart 8 para WiiU se presentó también una característica que tenía bastante de idóneo para el contexto actual: los jugadores tendrían la posibilidad de subir sus partidas directamente a YouTube desde la WiiU, sin necesitar una capturadora de vídeo como paso intermedio. Con la cantidad de gameplays y youtubers que han saltado a la fama (y en algunos casos viviendo de ello) gracias a este tipo de contenidos, la idea parecía espectacular. Pero sobre todo porque hacer esto tan sencillo garantizaba una mayor probabilidad de que YouTube se llenase de vídeos de Mario Kart 8, o lo que es lo mismo: publicidad gratuita. Y además, con un alto nivel de afinidad según el usuario que subiese el vídeo.

Nintendo quiere que los ingresos publicitarios por gameplays de Mario Kart 8 vayan a sus bolsillos, y no al de los jugadores.Pero ahora estamos viendo la parte fea. En MCV han avanzado que Nintendo está dejando reclamaciones por copyright en estos vídeos. ¿Qué implica esto? Que cualquier usuario que haya subido a YouTube un gameplay de Mario Kart 8 va a ver cómo a su vídeo le acompañan ahora anuncios publicitarios, cuyos ingresos van directos a la cuenta de Nintendo.

Esto provoca que muchos usuarios rechacen esta opción de subir sus partidas a YouTube, ya que vendrán acompañadas de publicidad que o bien no desean para su canal particular, o bien sí desean pero para monetizar sus vídeos en beneficio propio, no en beneficio de la compañía a la que ya han pagado dinero por la consola y también por el juego. Como le dijo Frank W. Abagnale a Di Caprio en "Atrápame si puedes", Nintendo se ha comido el pastel y ahora también quiere las migas.

Nintendo ha demostrado en los últimos años que es capaz de lo mejor y de lo peor. Nintendo es quien nos ha dado historias imborrables con personajes que ofrecían una conexión emocional como pocos han podido lograr en la industria. Mario, Luigi, Peach, Link, Donkey Kong, Pikachu, Charmander, Yoshi...

Si alguien no está para desperdiciar esta publicidad gratuita, es Nintendo.Historias que forman parte de nuestra vida. Pero también se ha encargado de bajar el nivel cualitativo y lanzar productos que tenían demasiados peros y asteriscos frente a su competencia.

A nivel económico, ha registrado pérdidas por tercer año consecutivo según los datos de hace menos de un mes, y la mayor parte de la culpa la tienen las bajas ventas de WiiU. Y ahora, teniendo el mejor juego para su plataforma en muchos años, y una oportunidad de oro para lograr publicidad gratuita y sobre todo natural, la echa por la borda por pura codicia. Como dijo Eduardo Marín, Nintendo sigue sin aprender la lección.

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.