Buscando dar relevo al Galaxy S4 Zoom, Samsung acaba de presentar el Galaxy K zoom, un smartphone que vuelve a fusionarse con una cámara de fotos. Nuevamente, buscan integrar una cámara de mayor calidad intentando que esta agregue el mínimo tamaño posible al terminal, algo imprescindible para que los usuarios puedan acabar considerándolo como opción.

Zoom de 10 aumentos como principal arma
Este smartphone de 4,8 pulgadas tiene su principal apuesta en la parte trasera, incorporando un sensor de 20,7 megapíxeles y un zoom de 10 aumentos (uno de sus puntos fuertes), flash Xenon y estabilizador de imagen. Como vemos, nos encontramos otra vez ante un "camaráfono", el cual tiene las siguientes especificaciones:

  • Pantalla: 4,8 pulgadas Super AMOLED (1280x720), 306ppi
  • Procesador: Exynos Hexa (dos núcleos a 1,7 GHz, y cuatro núcleos a 1,3 GHz)
  • Cámaras: Trasera 20,7 megapíxeles y zoom de 10 aumentos, delantera 2 megapíxeles
  • Memoria RAM: 2GB
  • Memoria interna: 8GB (ampliable vía microSD/SDHC/SDXC)
  • Batería: 2.430 mAh
  • Conectividad: Wi-Fi (2,4+5 GHz), Bluetooth 4.0 y NFC
  • Peso: 200 gramos
  • Software: Android 4.4 (KitKat) + TouchWiz (incluye Ultra Power Saving Mode)

Estará disponible a partir de mayo en los "principales mercados", entre los cuales no se incluye Estados Unidos, donde podrían lanzar otro modelo diferente. Se lanzará en tres colores diferentes: negro, azul y blanco. Por el momento tampoco han querido desvelar el precio que tendrá de salida, aunque seguramente lo sabremos en las próximas semanas.

👇 Más en Hipertextual