Hace tiempo que [**Twitter**](http://alt1040.com/tag/twitter) mantiene una «guerra silenciosa» con los desarrolladores por el uso de su API. Las limitaciones que impone Twitter en su uso, o el veto del uso a algunas aplicaciones, provoca situaciones tan singulares como que [Tweetbot para Mac](https://itunes.apple.com/es/app/tweetbot-for-twitter/id557168941?ls=1&mt=12) tenga un precio de 20 dólares o que haya servicios que decidan cesar sus operaciones. Hoy mismo, [**MetroTwit**](http://bitelia.com/analisis/metrotwit), uno de las mejores aplicaciones de Twitter para Windows, ha anunciado el fin del proyecto tras haber alcanzado el límite máximo del uso del API que Twitter había impuesto.

Es una pena que Twitter se haya radicalizado tanto con el uso e su API; los clientes alternativos contribuían mucho a la expansión del ecosistema que Twitter había creado alrededor del servicio, sin embargo, imponiendo trabas y limitaciones, están matando la innovación. Los clientes oficiales de Twitter, aunque la red de *microblogging* se empeñe en primarlos a cualquier precio, presentan muchas carencias y no siempre ofrecen una buena experiencia de uso; carencias que se habían convertido en una oportunidad para aplicaciones como MetroTwit o Tweetbot.

MetroTwit se había hecho un importante hueco entre los usuarios de Windows; sin duda alguna, era el mejor cliente de Twitter para escritorio Windows, una aplicación sencilla de manejar que funcionaba a la perfección. ¿Su problema? MetroTwit ha muerto debido a su propio éxito; aunque pueda sonar raro, la realidad es así. MetroTwit ha sobrepasadso la cota de *tokens* activos que impone Twitter dentro de las condiciones de uso de su API; es decir, ya no admite más usuarios y, si se siguen registrando más, se corre el riesgo de que el cliente no funcione.

Llegados a este callejón sin salida, MetroTwit ha decidido bajar la persiana y echar el cierre. Ha retirado la descarga del cliente de escritorio así como la descarga de la aplicación Metro (que estaba en la Windows Store), además los desarrolladores anuncian que dejarán de darle soporte a la aplicación (no seguirán desarrollándola). La noticia es muy triste porque, sin hacer demasiado ruido, MetroTwit había alcanzado más de 400.000 usuarios en apenas 4 años de vida.

## La vida sin MetroTwit: ¿qué alternativas tenemos?
Debo reconocer que la noticia del cierre de MetroTwit me ha disgustado mucho; en mi opinión era el mejor cliente de escritorio para Windows que existía y reemplazarlo va a ser complicado. Como se suele decir: *show must go on*, el mundo no se termina por el cierre de MetroTwit y existen otras aplicaciones de Twitter para Windows que podemos usar como alternativas.

Twitter nos ofrece un [**cliente oficial para Windows 8**](http://apps.microsoft.com/windows/es-es/app/twitter/8289549f-9bae-4d44-9a5c-63d9c3a79f35) que, como nos podemos imaginar, está adaptado al interfaz Metro y nos ofrece una experiencia de uso similar a la del cliente web o las aplicaciones oficiales para dispositivos móviles.

Otra alternativa para Windows 8 es [**Twitter for desktop**](http://apps.microsoft.com/windows/es-es/app/c1a750c6-5449-4564-aab8-6f96b5122901), una *webapp* extremadamente simple que nos abre una puerta de acceso al cliente web de Twitter sin tener que usar el navegador; una alternativa extremadamente sencilla que, en mi opinión, aporta poco valor.

Mucho más interesante me parece [**Tweetium**](http://apps.microsoft.com/windows/en-gb/app/tweetium/4071d364-44bf-47ce-9eb7-d527e6f182a2), una aplicación disponible para Windows 8 aunque, eso sí, no de forma gratuita. Tweetium es un cliente de Twitter para Windows que, en cierta medida, nos recuerda a MetroTwit por su organización en columnas o por la visualización de «objetos» insertados dentro de los *tweets*. El diseño de la aplicación es muy bueno y la hace especialmente atractiva, ofrece una demo gratuita y su coste no es muy elevado (apenas 2,67 euros, es decir, poco más de 3 dólares).

Otra alternativa interesante a MetroTwit es [**Tweetro+**](http://apps.microsoft.com/windows/es-es/app/tweetro/b8945f57-1280-41a1-ab26-a55a7ef95918) aunque, eso sí, también es una aplicación de pago (su coste es de 9,99 dólares, es decir, 8,49 euros). Tweetro+ es otra de las «víctimas» del API de Twitter, un cliente que tuvo que reconvertirse en *app* de pago para poder seguir creciendo y superar la barrera que imponía Twitter en el uso de su API. El diseño de la aplicación también la hace especialmente interesante y está adaptada tanto a PC convencional como a *tablets* y convertibles con Windows 8.

El cierre de MetroTwit también puede ser una oportunidad para **recuperar otros clásicos** como, por ejemplo, [**TweetDeck**](https://about.twitter.com/products/tweetdeck) (que también pertenece a Twitter y está disponible tanto en aplicación de escritorio como [aplicación para Chrome](https://chrome.google.com/webstore/detail/tweetdeck-by-twitter/hbdpomandigafcibbmofojjchbcdagbl?hl=es)). Nuestro **navegador** también puede dar cobijo a alternativas a MetroTwit y, por ejemplo, [**HootSuite**](https://chrome.google.com/webstore/detail/hootsuite/kneloppijbcidgidihgdjnooihjcdbij?hl=es) nos ofrece una aplicación para Google Chrome, extensiones como [**SilverBird**](https://chrome.google.com/webstore/detail/silver-bird/encaiiljifbdbjlphpgpiimidegddhic) también nos acercan nuestro *timeline* a Chrome y en navegadores como [Opera](https://addons.opera.com/es/search/?query=twitter) también podemos encontrar extensiones que nos tiendan un puente con Twitter.

## Twitter y la dictadura de su API
El API de un servicio, en el fondo, actúa como gran motor de tracción del mismo; es la columna vertebral de un ecosistema de aplicaciones y servicios que giran alrededor de un servicio concreto para enriquecerlo y hacerlo crecer. Twitter hace tiempo que olvidó este cometido y ha instaurado una horrible dictadura con su API; la red de *microblogging* se escuda en que, con este control, garantizan una buena experiencia del servicio; sin embargo, están cercenando la innovación y el ecosistema de clientes no oficiales.

Creo que Twitter se está equivocando por completo con esta estrategia; entiendo que quiera defender los clientes oficiales para controlar aspectos como la inserción de publicidad pero su forma de hacerlo es totalmente errada. Los clientes oficiales dejan mucho que desear y presentan aún grandes carencias con respecto a lo que buscan los usuarios; unas carencias que Twitter no debería ver como una amenaza, son una oportunidad para que otros contribuyan a hacer crecer el servicio.

Si tu API se convierte en un «arma arrojadiza», quizás deberías replantearte el cierre de la misma y cerrar del todo tu ecosistema. En el fondo, Twitter parece encaminarse a eso aunque, eso sí, de manera disimulada.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.