Los smartphones con pantalla curva son una tendencia recién llegada al mercado y que aún no se sabe cómo acabarán cuajando finalmente. Uno de los máximos exponentes de ese tipo de terminales es el G Flex, el cual acaba de presentar un comercial que no dejará indiferente a nadie, recreando una escena de lo más surrealista.

Bajo el lema de «el teléfono más humano«, intentan representar que su smartphone es algo que se siente tan natural como tu propia mano, la cual aparece con pelo, boca y con vida propia. Además, se habla de la capacidad de este dispositivo de «auto-repararse». El resultado es una extraña escena que parece haber sido sacada de una película de Guillermo del Toro.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.