En los últimos años hemos visto como numerosos dispositivos apuestan introducirnos en nuevas experiencias de realidad virtual, algo que jugará un papel decisivo en el avance de la industria de los videojuegos. Un nuevo producto, buscando promocionarse, ha conseguido introducir al jugador en el gigantesco universo de Skyrim.

Virtualizer es el nombre de este dispositivo, creado por Cyberith y que compite directamente con Omni, otra «rueda de andar» multidireccional que permite al jugador moverse por ese mundo virtual utilizando su propio cuerpo. Si a esto le sumamos el Oculus Rift y un Wiimote, nos da como resultado una experiencia totalmente increíble.

Como se puede apreciar en el vídeo, utiliza sus propios movimientos para desplazarse y mirar a su alrededor. Con la ayuda del Wiimote ataca a sus enemigos con armas o magias, un modo de juego mucho más interactivo que utilizar ratón y teclado. Seguro que los fans de este juego (que son muchos), estarían deseosos de probar esta experiencia a grito de *»FUS RO DAH!»*.

Ahora en Hipertextual

Suscríbete gratis a Hipertextual

Estamos más ocupados que nunca y hay demasiada información, lo sabemos. Déjanos ayudarte. Enviaremos todas las mañanas un correo electrócnio con las historias y artículos que realmente importan de la tecnología, ciencia y cultura digital.