El tiempo pasa volando y llegamos al primer fin de semana de este nuevo año 2014. El fin de semana, además de reunirnos con nuestros amigos o hacer las últimas compras pendientes cara a los "Reyes Magos", es un buen momento para dedicar algo de tiempo a disfrutar de una buena película. Además de disfrutar del cine que tenemos en la cartelera o rescatar alguna película reciente que no pudimos ver en su momento, podemos subirnos a la "máquina del tiempo" y echar una mirada a los grandes clásicos del cine.

En ALT1040 estamos recorriendo uno de nuestros géneros favoritos, la ciencia-ficción; un particular recorrido en el que no nos estamos deteniendo en títulos clave como Blade Runner o Alien con la idea de redescubrir el género y poner el foco en los clásicos imprescindibles o rarezas que vale la pena ver. A lo largo de distintas entregas, estamos saltando entre clásicos más cercanos en el tiempo, como "Escape from New York", y títulos clásicos como "The Incredible Shrinking Man", "Invasion of the Body Snatchers" o "The Time Machine".

Continuando por esta senda que estamos recorriendo, como cada viernes, vamos a dedicar unos minutos a a seguir completando nuestra lista de clásicos de la ciencia-ficción para disfrutar durante el fin de semana:

Them! (1954)

Them!, también conocida en España como "La humanidad en peligro" y "El mundo en peligro" en Latinoamérica, es una película de ciencia-ficción estrenada en el año 1954, dirigida por Gordon Douglas y producida por los estudios Warner Bros. Nominada al Óscar por sus efectos visuales, la película sigue la misma estela de otras películas filmadas en la época así que las armas nucleares y la radiación vuelven a tomar un papel protagonista en la cinta.

Igual que ocurría en Godzilla, las pruebas nucleares realizadas en Nuevo México han provocado mutaciones en otras especies y, en este caso concreto, han propiciado una nueva especie de hormigas gigantes. La trama arranca con el hallazgo de una pequeña en estado de shock, la caravana destrozada en la que vivía y unos cadáveres en los que se encuentran trazas de ácido fórmico junto a unas huellas nada usuales.

El Gobierno envía a Harold y Pat Medford, un par de entomólogos que son padre e hija, y a un agente del FBI a investigar lo sucedido y, mientras inspeccionan la escena del crimen, se topan con las hormigas gigantes que, además, les atacan. Las autoridades localizan el nido de las hormigas y lo atacan con veneno pero 2 hormigas reinas huirán a establecer "nuevas colonias" (una de ellas en la ciudad de Los Ángeles).

La cinta, filmada en blanco y negro, es una película entretenida en la que veremos movilizarse a todo un ejército para luchar contra estos insectos gigantes.

The Last Man on Earth (1964)

Seguramente, el título "I am legend le resulte familiar a mucha gente; si lo primero que te ha venido a la cabeza es la película protagonizada por Will Smith en el año 2007, creo que es fundamental que prestes atención a lo que vamos a comentar. "I am a legend" es el título de una novela de ciencia-ficción escrita por Richard Matheson en 1954 y de la que se han hecho varias adaptaciones en forma de película (incluyendo la protagonizada por Will Smith en 2007). Además de la película de bajo presupuesto "I am Omega" (también de 2007), "The Omega Man" (1971) protagonizada por Charlton Heston y la cinta de Will Smith, en el año 1964 se estrenó la primera de las adaptaciones al cine de la historia de "I am legend".

The Last Man on Earth fue el título que recibió esta co-producción entre Estados Unidos e Italia que fue dirigida por el italiano Ubaldo Ragona acompañado de Sidney Salkow (aunque éste no aparecía en los créditos de la película). La película está protagonizada por el mítico actor Vicent Price (protagonista de "House of Wax", un título de culto del cine de terror) que es el encargado de encarnar al protagonista, el Doctor Robert Morgan.

Richard Matheson, autor de la novela, también colaboró con el guión de la cinta aunque realizó esta tarea bajo el seudónimo de Logan Swanson. Sin desviarse demasiado de la historia original, "The Last Man on Earth" nos traslada a un Los Ángeles post-apocalíptico en el que el Doctor Morgan vive totalmente solo y guarecido de unos extraños vampiros que atacan por las noches. Un virus en el que propio Morgan trabajaba, escapó del control de los científicos y acabó convirtiéndose en una pandemia que asoló a la población (incluyendo a su mujer y a su hija).

Un día, mientras explora la ciudad en busca de vampiros, se encuentra con una mujer; la primera persona que ve en años...

The Attack of the Giant Leeches (1959)

Dentro del género de la ciencia-ficción también encontramos algunas películas de presupuesto extremadamente escaso que, con el paso de los años, se han convertido en títulos míticos que parecen haber mejorado. Hay películas que son tan malas que, al final, nos parecen buenas y entretenidas; algo que podemos encontrar en muchas películas de serie B y serie Z (haciendo el guiño a Ed Wood).

Attack of the Giant Leeches entra dentro de la categoría de películas de bajo presupuesto y ejecución "algo caspa" pero que, aún así, nos pueden hacer pasar un buen rato con nuestros amigos. La película, dirigida en 1959 por Bernard L. Kowalski, nos lleva a un pueblo estadounidense situado cerca de unos pantanos; la tranquilidad del pueblo se ve alterada cuando el dueño del bar sorprende a su esposa engañándolo con uno de sus amigos y éste, en un ataque de cólera, se los lleva al pantano a punta de escopeta.

El dueño del bar regresa solo del pantano y el Sheriff del pueblo le interrogará al sospechar que los asesinó. Sin embargo, el sospechoso alegará que unas sanguijuelas gigantes fueron las que devoraron a su esposa y a su amigo pero nadie creerá la historia. Cuando varios habitantes del pueblo que se adentran en los pantanos tampoco regresan (y no se encuentra rastro de ellos), el guarda forestal intervendrá para investigar el caso y seguir el rastro de estos extraños seres que viven en el pantano.

Una singular cinta cuyos derechos ya han expirado y, por tanto, ha pasado a ser de Dominio Público y podemos descargar libremente desde Internet Archive.

Videodrome (1983)

Tras varias entregas en las que hemos dedicado algunos minutos al gran John Carpenter, creo que ha llegado el momento de poner el foco en otro de los miembros del "grupo de las tres C": David Cronenberg. Este director y guionista canadiense es una de las figuras clave de los géneros de terror y ciencia-ficción; en su obra encontramos títulos en los que ha explorado los miedos humanos a través de las transformaciones físicas (The Fly), el terror psicológico o la fusión entre humanos y máquinas (eXistenZ).

Dentro de la amplia filmografía de David Cronenberg, hoy vamos a poner el foco en una película filmada en el año 1983 y que gira alrededor de la televisión: Videodrome. En esta película, James Woods encarna a Max Renn, el responsable de una estación de televisión por cable de Canadá que, en busca de nuevos contenidos, se topa con una transmisión en la que se ven torturas y asesinatos que parecen reales. Rastreando la señal, ésta tiene su origen en Estados Unidos pero no es un simple canal con contenidos violentos o morbosos, es algo más.

Videodrome, que es como se llama esta emisión de televisión, esconde un experimento que usa las señales de televisión para alterar la mente de los espectadores. El canal de televisión es capaz de alterar la percepción de los que lo ven, causa daños en el cerebro y provoca alucinaciones; unos efectos que el propio Max Renn comenzará a sufrir.

La planète sauvage (1973)

Como viene siendo habitual, dentro de nuestro repaso a los clásicos de la ciencia-ficción, nos gusta mirar al viejo continente puesto que, en Europa, también se han rodado muchas películas de ciencia-ficción que vale la pena reseñar. En esta ocasión vamos a volver a Francia pero con un título bastante original porque se trata de una película de animación.

La planète sauvage (también conocida como "El planeta salvaje") es una película de animación realizada en Francia en 1973 y dirigida por René Laloux que fue galardonada con el "Premio Especial del Jurado" en el Festival de Cine de Cannes de ese mismo año. La película nos transporta al planeta de los gigantes Draags, unos seres extraterrestres de piel azulada y gran estatura que se han llevado a los seres humanos a su planeta para convertirlos en mascotas.

Los humanos, llamados Oms, viven mucho menos tiempo que los Draggs y son considerados inferiores; de hecho, se les caza o se les domestica (un detalle que nos hace recordar el clásico "The Planet of the Apes"). En este contexto, unos Draggs matan accidentalmente a una mujer humana mientras juegan con ella; la mujer intentaba proteger a su hijo y éste termina siendo adoptado como mascota. El pequeño Oms se cría como mascota de una familia Dragg y observa sus costumbres y su cultura hasta que un día decide escapar y fugarse. En su fuga dará con una tribu de Oms salvajes y terminará viéndose envuelto en una cruenta guerra entre los humanos y los Draggs que pondrá en peligro la supervivencia de ambas razas y al propio planeta.