En plenas fechas navideñas, Edward Snowden nos ha regalado unas declaraciones que engloban todo el "trabajo" realizado durante este año. El ex agente de la CIA, quien sigue en refugiándose en Rusia, ha hecho un testimonio para decirles a aquellos que lo tachan de desleal que están equivocados.

En una entrevista concedida a The Washington Post, Snowden ha hecho unas declaraciones muy interesantes. Contradiciendo el pensamiento de la mayoría, afirma que él no está en contra de la NSA, estaría buscando mejorar su funcionamiento:

No estoy intentando derribar la NSA, estoy trabajando para mejorarla. Sigo trabajando para la agencia a día de hoy, ellos son los únicos que no se dan cuenta.

Como si se tratase de una frase de una película de acción, el ex agente de la CIA dice que, "en términos de satisfacción personal, la misión ya se ha cumplido". Snowden se siente vencedor, lo cierto es que seguro que no imaginaba el revuelo que iba originar, pudiendo tener dudas de si el "esfuerzo" que estaba realizando serviría para algo:

Cuando los periodistas empezaron a trabajar, todo lo que había intentado hacer se validó. Porque, recuerden, yo no quise cambiar la sociedad. Yo quise dar a la sociedad la oportunidad de determinar si debería cambiar por sí misma.

En Estados Unidos no tendría derecho a un "juicio justo"
Recordemos que hace unos días pedía asilo en Brasil. Por el momento no ha llegado una respuesta por parte del gobierno brasileño. Snowden ha dado más datos estos días sobre este tema en concreto y ha afirmado que no va "a intercambiar nunca informaciones por asilo y tampoco creo que el Gobierno brasileño lo hiciera".

Como vemos, a punto de finalizar el año, el "culebrón Snowden" sigue teniendo nuevos capítulos. Mientras sigue buscado por Estados Unidos por un delito de espionaje, el ex agente de la CIA afirma que no podría tener un "juicio justo" en su país, ya que no saben "diferenciar entre quien denuncia un programa ilegal y un espía que vende secretos a terroristas".

👇 Más en Hipertextual