El CEO de Sony Kazuo Hirai anunció sus planes para lograr la rentabilidad sostenida de la compañía japonesa. Según información de Reuters, a partir de ahora se centrarán en Europa y Japón. Este anuncio refleja una estrategia conservadora de Sony, que quiere mantener una posición fuerte en dos mercados donde ya tiene una presencia importante y no tiene planes de expansión por el momento en otras regiones. Muestra de ello, es su afirmación acerca de que los dos mercados más grandes del mundo, Estados Unidos y China, no son una prioridad actualmente, y que sólo se concentrará en ellos en un futuro. Parece que no hay un interés actual de Sony en Latinoamérica, según las declaraciones de su CEO.

El segmento de los móviles es el más débil para SonySony ha definido tres pilares para su desarrollo: móviles, videojuegos e imagen digital. Los dos últimos representan un mercado en aumento para la compañía japonesa, con el PlayStation 4 próximo a lanzarse y el hecho de que la compañía lidera el mercado de sensores para cámaras de smartphones. Sin embargo, en el segmento de los móviles la ha visto difícil últimamente. La gran cantidad de dispositivos Android en el mercado ha dejado poco campo de acción para fabricantes tradicionales como Sony, LG y HTC. Se repite el gran problema de los fabricantes basados en Android: es muy difícil diferenciarse, a menos que sea en precio, lo cual los chinos lo saben hacer muy bien.

La estrategia de Sony

Sony, por su parte, busca pasar de la séptima posición a la tercera en el ranking mundial de fabricantes de teléfonos móviles. Actualmente Europa y Japón le dan el 60% de ventas de smartphones a Sony. La compañía se ha fijado el objetivo de vender 42 millones de smartphones alrededor del mundo hasta el próximo marzo, incrementando así sus ventas en un 27% con relación al año pasado. Si lo comparamos con las ventas de Samsung y su línea Galaxy que vendieron 218.2 millones de dispositivos o Apple que vendió 135.9 millones de iPhones durante el 2012, según datos de IDC, estas cifras de Sony se quedan cortas y muestran que todavía le falta mucho camino por recorrer.

¿Será una decisión acertada no tener presencia de Sony en Latinoamérica? Mi posición es que, si bien Sony tiene razón en no querer incursionar fuertemente en los mercados de Estados Unidos y China, no es una buena idea que no haya presencia de Sony en Latinoamérica. En este territorio, la penetración de smartphones está en crecimiento, lo que podría representar una oportunidad para los diferentes fabricantes como LG o Sony en Latinoamérica de mejorar su posición. A partir del despliegue gradual de la tecnología 4G LTE en varios países de la región existe alta probabilidad de crecimiento en ventas de smartphones. Razones como las del crecimiento de la plataforma Windows Phone en la región, el lanzamiento del Moto X, o la presencia de diferentes marcas chinas son muestras del potencial que pudiera tener Sony en Latinoamérica.

Recibe cada mañana nuestra newsletter. Una guía para entender lo que importa en relación con la tecnología, la ciencia y la cultura digital.

Procesando...
¡Listo! Ya estás suscrito

También en Hipertextual: